Suspenden a miles de obreros por falta de actividad

La francesa Renault y la fábrica de camiones Iveco pararán sus actividades y suspenderán a más de mil obreros. El 5 de mayo, la producción se reanudará pero será reducida. Los números que preocupan al sector automotriz. Ante esta difícil situación, desde SMATA alertaron que la actividad será escasa durante la primera quincena de mayo.
Viernes 25 de abril de 2014
El sector automotriz vive una gran preocupación ante la baja en la actividad del sector. Se supo que dos empresas radicadas en Córdoba suspenderán a más de 1.000 obreros y que hasta una de ellas trabajará sólo cuatro días durante la primera quincena de mayo.

La planta de Iveco en Ferreyra pasa por la situación más alarmante. Se conoció que el parate se extenderá hasta el miércoles próximo y sus 600 operarios cobrarán el 75% de sus salarios.

También se conoció que las actividades se reiniciarán recién el lunes 5 de mayo, porque el jueves 1° es feriado por el Día del Trabajador y el viernes 2 es "feriado puente", algo que instaló el gobierno nacional hace un par de años en su acción por fomentar el turismo en nuestro país.

Iveco pertenece al Grupo Fiat y es el principal sponsor del programa del Gobierno, Fútbol para Todos. Desde la empresa automotriz confirmaron las suspensiones y las adjudicaron "a un sobrestock de camiones" que se debe al freno en el mercado interno.

Ante esta difícil situación, el secretario de prensa de SMATA a nivel local, Leonardo Almada alertó que la actividad en esa planta será escasa durante la primera quincena de mayo.

Por su parte, hace unos días fue el gobernador de Córdoba, José Manuel de la Sota, quien se encargó de advertir que el mercado automotriz "se cae a pedazos". En su explicación, responsabilizó al gobierno nacional por el alza de impuestos a los vehículos cero kilómetro.

Manifestó su preocupación por “los empleados de las concesionarias” ya que “si no se venden autos cero kilómetro, si no hay service para los autos, esos mecánicos se van a tornar prescindibles”.

La producción de Renault, por su parte, tiene en la planta Santa Isabel 2.500 empleados entre operarios y administrativos. Por estas horas, el secretario gremial afirmó que "hay 500 operarios suspendidos" por la falta de un repuesto para el armado de vehículos.

Explicó que se vive “una parada de producción por el faltante de un material que responde al tren delantero (de uno de los modelos fabricados) y que no ha llegado”.

La crisis automotriz ya venía manifestándose hace una semana cuando la firma Volkswagen decidió prescindir de 700 empleados de la planta que tiene en General Pacheco para la producción de los modelos Suran y Amarok.

Incluso, en el pasado mes de marzo se dio a conocer que cayeron 35% las ventas de cero kilómetro y la producción hizo lo propio en un 26,2%. En cuanto a los planes de ahorro, se difundió que bajaron 28%.