General Motors suspendió 2700 trabajadores

La medida tomada por la automotriz estadounidense se suma a las que ya habían tomado Volkswagen, que suspendió 4.000 empleados; Fiat, unos 2.200; Iveco, otros 600, y Peugeot y Citroën, unos 3.000.
Miércoles 14 de mayo de 2014
La crisis automotriz se sigue profundizando en el país y a la suspensión de empleados siguen a la orden del día. Ahora, la empresa General Motors decidió implementar un plan de emergencia en su filial rosarina que afecta a 2700 trabajadores tras el fuerte descenso en el nivel de ventas de autos a Brasil.

General Motors produce en la actualidad 29 autos por hora en su planta santafesina. El 76% se exporta a Brasil. La firma tuvo un recorte en las ventas a ese país del 40%.

El parate en la producción será implementado en los tres viernes que quedan del mes de mayo. Y pretenden extender la medida en junio.

Las alertas por las suspensiones en la industria automotriz se encendieron luego de que se informara que el comercio 0Km se desplomó en abril 35%, por segundo mes consecutivo, en la comparación interanual.

A lo de General Motors se suman los recientes despidos en las filiales argentinas de Volkswagen (4.000 empleados), Fiat (2.200), Iveco (600), Peugeot y Citroën (3.000)

Las medidas impactan con fuerza sobre todo en las categorías de base hacia el interior de las distintas filiales: operarios, analistas y técnicos y administrativos.