“Siempre vamos a tener una pata afuera del Mercosur”

El presidente de Uruguay aclaró que su país deberá mantener otras opciones comerciales además de las que integran el bloque regional.
Jueves 15 de mayo de 2014
El presidente de Uruguay, José Mujica, afirmó este miércoles ante el Banco Mundial (BM) que el Mercosur estará en breve ante una "coyuntura de definición" para poder alcanzar un acuerdo de libre comercio con la Unión Europea.

“Estamos discutiendo un tratado con Europa. Apenas llevamos 20 años discutiendo. Y yo creo que vamos a vivir una coyuntura de definición, si arreglamos o no con la Unión Europea", dijo el mandatario durante una conversación pública en la sede del BM en Washington.

Los dos bloques de integración se esfuerzan por definir los paquetes de ofertas concretas para desgravar el 90% del comercio entre ambas regiones, posiblemente este año.

El Mercosur y la UE iniciaron formalmente conversaciones en el año 2000, pero el diálogo quedó paralizado entre el 2004 y el 2010.

La semana pasada, el canciller de Brasil Luis Alberto Figueiredo dijo que Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay tuvieron "un extraordinario proceso interno" para preparar sus ofertas, pero advirtió que la parte europea era también responsable por los atrasos en las negociaciones.

"Estamos en contacto con Europa para garantizar que en cuanto tengamos la oferta lista ellos también la tengan, porque aún no la tienen. No es sólo un atraso del Mercosur", dijo el diplomático brasileño en ese momento.

El intercambio de ofertas estaba previsto para diciembre de 2013, pero la UE pidió postergarlo para enero de 2014. Sin embargo, llegada esa fecha los europeos pidieron al Mercosur que clarificara qué países del bloque integrarán la negociación.

No obstante, Mujica relativizó este miércoles que se extienda la negociación entre los dos bloques y recordó que "para poder ingresar al mercado estadounidense tuvimos que negociar 18 años".

Mujica dejó claro que el destino de Uruguay está ligado de manera directa al Mercosur, -que integra junto a Brasil, Argentina, Paraguay y Venezuela-, y reforzó el papel que tienen los países vecinos en el desarrollo uruguayo: "O salimos con ellos, o no salimos", comentó con énfasis.

Sin embargo, agregó que Uruguay deberá mantener opciones disponibles. "No nos vamos a pelear con los vecinos, pero siempre vamos a tener una pata afuera" del bloque, comentó, lo que desató un coro de carcajadas.

Esto ocurre porque "en el momento que uno entra a un mercado, compite con intereses que están instalados en ese mercado, y que te van a hacer la guerra en todo lo que sea posible. Y eso ocurre con tratados de libre comercio o sin tratados", dijo.