Kicillof promete reactivación para el segundo semestre

Lunes 19 de mayo de 2014
Terminar el año con menos inflación y sin una crisis de desempleo es el principal objetivo del equipo económico que dirige el ministro Kicillof para este año.

"No estamos en estanflación. Los precios se están desacelerando y esperamos un buen segundo semestre en términos de actividad económica, pero no sabemos con qué número de crecimiento vamos a terminar", aseguran desde la cartera.

Kicillof no coincide con los analistas que aseguran que la economía argentina ha entrado en una etapa de “estanflación” y considera que “los precios se están desacelerando y esperamos un buen segundo semestre en términos de actividad económica”. “No sabemos con qué número de crecimiento vamos a terminar", agregó.

Todo parecería indicar que la prioridad es continuar el “modelo de industrialización" en general, pero poniendo especial cuidado en cuidar el empleo. Por este motivo justifican la decisión de no tocar el mínimo no imponible del impuesto a las ganancias, pese a que, al congelarlo -junto con la inflación- el salario caerá en términos reales.

Por su parte, la inflación estaría disminuyendo y se explicaría por la excesiva concentración en el sector privado en lugar de la emisión monetaria. Sin embargo, reconocen que reducirla en forma más acelerada es “complicado”.