Cuatro provincias corren riesgo de sufrir inundaciones

Chaco, Corrientes, Santa Fe y Entre Ríos podrían sufrir el anegamiento de sus zonas ribereñas, dado que sus costas se encuentran casi al mismo nivel del río, cuyas aguas experimentan una fuerte crecida a la altura de la ciudad de Posadas.
Miércoles 11 de junio de 2014
El responsable de la Oficina de Prevención Ante Desastres Naturales de Posadas, Fabio Cabello, explicó a Télam que la crecida que registran los ríos Paraná e Iguazú "no provocará inconvenientes en las ciudades costeras de Misiones pero sí en algunas zonas costeras de las provincias ubicadas aguas abajo".

Desciende el río Iguazú, pero crece el Paraná y hay localidades aisladas

El especialista estimó que a diferencia de otras provincias ubicadas aguas abajo, "Misiones presenta una topografía de costas elevadas, donde los ríos pasan encajonados", y advirtió que "no pasa lo mismo a partir de la localidad de Ituzaingó (Corrientes) ya que en las provincias del Chaco, Santa Fe, Corrientes y Entre Ríos la diferencia entre el agua y las costas es mínima".

"Lo esperado -advirtió- es que se produzcan algunas evacuaciones en las zonas ribereñas, a partir de mañana en Corrientes y en los días subsiguientes en el resto de las provincias".

La crecida se produjo debido a que desde hace dos meses y medio se están registrando lluvias por encima de lo normal en la región y esto "ha terminado por colapsar al sistema natural de conexión de aguas en esteros, arroyos, ríos y lagunas".

La altura del río en Posadas se encontraba esta mañana en los 10,30 metros, 60 centímetros por debajo de los 11 metros que constituyen la señal de alerta y a 1,70 metros de los doce estipulados para la evacuación de las zonas costeras.

"Estimamos que no vamos a llegar a la altura de evacuación en la ciudad de Posadas", dijo Cabello.

"Este comportamiento de los ríos nuestros es cíclico y se producen muchas veces cuando las precipitaciones se dan con mayor intensidad", apuntó y recordó las inundaciones de los años 1982/83 y 1997/98 provocadas por la Corriente del Niño.

Este año los pronósticos climáticos elaborados por organismos especializados de Argentina y Brasil anticipan que habrá meses lluviosos "porque está en desarrollo un evento del Niño", indicó.

En tanto, en la localidad chaqueña de Barranqueras, se estima que un total de 500 familias, unas 3.000 personas, que viven en zonas ribereñas deberán ser evacuadas antes de que llegue el pico de la crecida, pronosticado para el fin de semana.


ampliar

La crecida llevará el caudal de agua a un nivel dos metros superior al de alerta y 1,50 metros por encima del de evacuación, según dijeron los especialistas.

En Corrientes fueron evacuadas 24 familias debido a la crecida del Paraná, y se prevé que el pico llegue el fin de semana, según estimó el jefe de Operaciones de la Dirección de Defensa Civil de la provincia, Orlando Bertone.

Las familias evacuadas "son de la isla Apipé, en cercanías de la represa de Yacyretá y fueron reubicadas en un polideportivo y en el hospital, porque están en la zona más alta de la comuna", precisó a Télam el funcionario.

En la ciudad de Santa Fe, el Centro de Informaciones Hidrométricas de la Universidad del Litoral informó que el río Paraná continuaba creciendo y alcanzó hoy los 4,18 metros, por lo que el gobierno local declaró la emergencia hídrica.

En la ciudad de Paraná, la Dirección de Hidráulica provincial estimó que el río alcanzará en las próximas horas los 5,90 metros de profundidad, casi 2 metros más de la altura que tiene hoy.

En tanto, el caudal del Río Iguazú en la provincia de Misiones, "ha comenzado la etapa de descenso", aunque varias localidades del interior provincial continuaban aisladas hoy por la crecida del río Paraná y de varios arroyos, que producen cortes de los puentes, informó la Prefectura Naval Argentina (PNA).