Excarcelaron al automovilista que atropelló y mató a dos motociclistas

Lucas Alberto Trasancos, de 35 años, quien se encuentra imputado por el delito de "homicidio simple con dolo eventual", quedó libre tras pagar fianza de 300 mil pesos.
Martes 8 de julio de 2014
El conductor que atropelló y mató a dos motociclistas en el barrio porteño de Flores, en septiembre del año pasado cuando circulaba a gran velocidad en un vehículo de alta gama, fue excarcelado tras pagar una fianza de 300 mil pesos.

Se trata de Lucas Alberto Trasancos, de 35 años, quien se encuentra imputado por el delito de "homicidio simple con dolo eventual".

El conductor de un Audi TT, con dominio HTY 872, fue liberado el pasado 23 de junio.

El hombre será juzgado por el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 7 porteño, integrado por los jueces Daniel Morín, Gustavo Valle y Alejandro Becerra.

Hasta el momento, los magistrados no fijaron una fecha para el inicio del juicio, aunque las partes ya fueron notificadas para que ofrezcan pruebas.

Trasancos consiguió el beneficio de la excarcelación luego de reiterar una solicitud que ya había sido rechazada por la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Además, el fiscal de juicio, Oscar Ciruzzi, también había sostenido en su dictamen que Trasancos no debía ser excarcelado.

El fiscal sostuvo que "la severidad de la eventual pena a imponer, conjuntamente con las actitudes que adoptó Trasancos con posterioridad al hecho, hacen presumir la existencia de una sospecha razonable de que el imputado, en caso de recuperar su libertad, eludirá la acción de la justicia u obstaculizará la investigación"

Finalmente, el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 7 otorgó la excarcelación.

El hecho por el que está imputado Trasancos ocurrió el 15 de septiembre de 2013, alrededor de las 5:40, en la avenida Rivadavia al 7700, en su intersección con Cuenca, en el barrio de Flores.

Allí, un Audi color negro, conducido por Trasancos a gran velocidad, embistió a una pareja que circulaba a bordo de una moto.

A raíz del fuerte impacto, los motociclistas que llevaban puestos sus cascos, murieron en forma instantánea y la moto quedó destruida en el medio de la calle.

Las dos víctimas fatales resultaron ser Jacobo Ramos, de 21 años, y Viviana Alvarez, de 25.

En tanto, el conductor del automóvil siguió su camino, abandonó el rodado sobre la calle Concordia -unos 300 metros del accidente- donde lo dejó abandonado y se escapó, pero cuatro horas más tarde se entregó.