¿Quién fue figura en el histórico 7 a 1 de Alemania a Brasil?

Martes 8 de julio de 2014
El mediocampista Sami Khedira, con una imponente actuación en el Mineirao de Belo Horizonte, se convirtió en la figura de un deslumbrante seleccionado de Alemania, que le aplicó a Brasil su derrota más humillante en la historia de los Mundiales (7-1).

El futbolista de Real Madrid de España orquestó desde la mitad de la cancha un exquisito juego alemán en el contexto de una actuación colectiva perfecta, que ingresó en la historia grande del fútbol para la posteridad.

A continuación, el análisis individual de los catorce jugadores de Alemania artífices de una gesta memorable: #

MANUEL NEUER (8): Seguro y confiable. Desbarató un intento ofensivo de Brasil cuando el partido estaba 0-0 y en el segundo, con la goleada consumada, se lució con tapadas frente a Oscar y Ramires.

PHILIPP LAHM (7): Sufrió con Hulk en los primeros minutos pero terminó afianzado sobre el lateral derecho, con la proyección ofensiva como principal virtud.

JEROME BOATENG (7): Sobrio. Atento para achicar, prolijo para salir desde el fondo. Controló por completo a Fred, que se retiró silbado.

MATS HUMMELS (7): En la misma tónica que su compañero de zaga, fue socio de una dupla impenetrable por el medio de la defensa germana.

BENEDIKT HÖWEDES (7): Aspero en la marca y agresivo para atacar. El hábil mediocampista Oscar tuvo muchas dificultades para superar su posición.

SAMI KHEDIRA (10): Brillante en todos los aspectos del juego, una actuación para la historia. Colaboró de manera eficaz en la recuperación de la pelota y distribuyó el balón con sabiduría, simpleza, criterio, lucidez. Con la anotación de su gol, producto de una fantástica jugada de equipo, redondeó una actuación sublime.

BASTIAN SCHWEINSTEIGER (9): Un cirujano en la mitad de la cancha, extirpó cuanta pelota le pasó cerca, fue patrón de la franja media del campo y también rueda de auxilio para los marcadores centrales.

TONI KROOS (9): Consagratoria actuación del joven mediocampista del Bayern Múnich. Se asoció a la perfección dentro del aceitado circuito ofensivo de su equipo y facturó dos veces en incursiones ofensivas del primer tiempo.

THOMAS MÜLLER (9): Un atacante temible. Se recostó por el costado derecho pero apareció por todo el frente de ataque. Indescifrable para la gambeta, inteligente para la descarga y contundente para la definición. Una pesadilla para el lateral brasileño Marcelo.

MESUT ÖZIL (7): Comenzó el partido con un juego liviano pero la soberbia actuación del equipo lo impulsó a mejorar su producción con el correr de los minutos. Demostró su calidad en algunas jugadas de ataque.

MIROSLAV KLOSE (9): Inteligente para pivotear y certero para definir. Marcó el segundo gol y se transformó en el máximo anotador de la historia de los Mundiales (16).
- - - - -

PER MERTESACKER (7): Habitual titular, ingresó al comenzar el segundo tiempo con el partido definido para sumar minutos de cara a la final del domingo próximo en el Maracaná. No tuvo problemas en la marca.

ANDRE SCHÜRRLE (9): Le alcanzó poco más de media hora de juego para anotar un doblete que estiró la goleada a cifras memorables. Tremenda definición en el séptimo tanto con un disparo alto que fulminó a Julio César.

JULIO DRAXLER (-): Ingresó cuando faltaban 14 minutos por Khedira, la figura del partido