Para usted, ¿quién fue figura de Argentina-Holanda?

Miércoles 9 de julio de 2014
El arquero Sergio Romero, artífice del pase a la final del Brasil 2014 al contener dos envíos en la tanda de penales con Holanda, y el mediocampista Javier Mascherano, de conmovedora entrega durante los 120 minutos, fueron las figuras del seleccionado argentino en la jornada que marcó la vuelta a una instancia decisiva de la Copa tras 24 años.

Romero tuvo un trabajo sobrio durante el partido y lo complementó con dos tapadas para la historia ante los penales de Ron Vlaar y Wesley Sneijder, que desnivelaron la serie en favor del equipo de Alejandro Sabella.

Si hasta ella llegó Argentina gran parte del mérito lo tuvo Mascherano, protagonista de una salvada con el pie, lanzándose dentro del área, ante un remate de Arjen Robben que tenía destino de gol con el tiempo reglamentario cumplido.

En una actuación colectiva sólida, el siguiente es el análisis individual de los jugadores argentinos:

SERGIO ROMERO (9): En un partido sin jugadas de riesgo en las área, su tarea se redujo a conjurar centros de pelota detenida y en movimiento. Lo hizo con suficiencia, la mayoría de las veces con el recurso del puñetazo. En la tanda de penales fue artífice de la clasificación al tapar los remates de Ron Vlaar y Wesler Sneijder.

PABLO ZABALETA (7): Clausuró el lateral derecho, bien complementado con el primer central (Martín Demichelis) y proyectarse para no entregar espacios al ataque de Holanda. Cuando Arjen Robben se recostó por ese sector nunca prosperó. # MARTÍN DEMICHELIS (8): Muy solvente en el juego aéreo, pegajozo para incomodar a Robben o Robin Van Persie y simple en la salida con pelota al piso. Brindó seguridad y sólo cometió una falta que demandó su amonestación.

EZEQUIEL GARAY (8): En sintonía con su correcto Mundial, el futbolista recientemente transferido al Zenit San Petersburgo conformó una sociedad sin figuras con su compañero de zaga. Ganó de arriba y también de abajo. En ofensiva, impactó un cabezazo desviado cerca del arco a los 23 minutos del primer tiempo.

MARCOS ROJO (7): Su vuelta a la titularidad se produjo con una muy buena tarea defensiva. Duro en el hombre a hombre, atento en el anticipo y bien acoplado al desplazamiento colectivo. Le faltaron buenas decisiones en los pocos intentos ofensivos que lideró.

ENZO PÉREZ (6): Cumplió en la difícil misión de reemplazar a Angel Di María. Por características, lógicamente no tuvo la verticalidad del rosarino pero fue salida por ambas bandas, quebró la línea holandesa en ocasiones y colaboró con los laterales al momento de la contención.

LUCAS BIGLIA (7): Fiel ladero de Javier Mascherano para patrullar la mitad de la cancha. Encimó a cuanto rival pasó por su sector y fue el primer vallado para los peligrosos atacantes del conjunto naranja.

JAVIER MASCHERANO (9): Corazón del seleccionado argentino. Soberbio partido en la entrega, la marca, los relevos y la descarga rápida y limpia. También fue lanzador de media distancia para los piques de Ezequiel Lavezzi al vacío. Una conmovedora tapada con el pie derecho a Robben, en el minuto final y dentro del área, impidió la derrota.

EZEQUIEL LAVEZZI (6): Aceptable primer tiempo, especialmente cuando se recostó por la derecha y desbordó en tres ocasiones al marcador de ese sector. En el segundo, ubicado sobre la izquierda, se desdibujó hasta que fue reemplazado.

LIONEL MESSI (6): No fue su mejor partido pero hubo un enorme mérito de Holanda en la marcación de hombre en zona que le hicieron Nigel De Jong primero y Jordy Clasie después. Tuvo su habitual claridad para armar juego las pocas veces que apareció libre. Nunca encontró espacios para superar la última línea rival ni para patear al arco. Anotó el primer penal de la serie, siempre clave.

GONZALO HIGUAÍN (5): Con el equipo retrasado, quedó lejos del arco y no desniveló en velocidad. La defensa de Holanda lo neutralizó por completo.
- - - - -

RODRIGO PALACIO (4): No aportó soluciones ofensivas, más allá de su compromiso en la contención. Tuvo una acción muy clara en el tiempo agregado y la desperdició con un cabezazo débil ante el arquero Jasper Cillessen.

SERGIO AGÜERO (5): Al igual que Palacio, ingresó en el segundo tiempo pero no se asoció con Messi como otros partidos. Buena ejecución del penal.

MAXIMILIANO RODRIGUEZ (6): Jugó poco pero de sus pies salio el remate que puso al seleccionado argentino en la final de un Mundial después de 24 años.