"Masche": "Estamos ante el partido de nuestras vidas"

El mediocampista del seleccionado argentino, Javier Mascherano, feliz por la clasificación a la final del Mundial Brasil 2014, sostuvo que el domingo a las 17 contra Alemania en el estadio Maracaná van a jugar "el partido más importante" de sus vidas.
Miércoles 9 de julio de 2014
"Estar el domingo en el Maracaná aún no lo puedo creer. Estoy orgulloso de formar parte de este grupo de hombres. Hoy demostramos cómo debíamos afrontar una semifinal del mundo, con corazón, con alma, pero con una inteligencia táctica impresionante. Pretendíamos estar a la altura y lo estuvimos. Vamos a jugar el partido más importante de nuestras vidas", aseguró Mascherano en la Zona Mixta del Arena Corinthians de San Pablo.

"Dí lo que pude, todos dimos todo. Pero el equipo pensó. Y eso es lo más valioso. Por eso Holanda casi no tuvo situaciones. Pusimos a Argentina donde se merece, en una final del Mundo", agregó.

Mascherano, de 30 años, adelantó que en los próximos días van "a estudiar a Alemania. Trataremos de minimizar sus virtudes como lo hicimos con todos nuestros rivales. Ellos vienen con un envión muy grande. Le pasaron por encima a Brasil, al candidato, al favorito, al dueño de casa", apuntó.

"Nosotros tendremos que dar un paso más adelante para jugar este partido. Estamos en la final y no la vamos a regalar, sería una pena hacerlo, tenemos que prepararnos de la mejor manera, estamos cansados, pero nos queda un paso más. Se puede", remarcó.

"No me asusta Alemania, la respeto, ya nos enfrentamos, pero hay que jugar no sólo con el corazón sino también con la cabeza, con inteligencia, con orden. El corazón siempre está, pero tenemos que jugar con una idea como hoy. Me gustaría que se hable de eso. Del orden táctico, de la entrega, de correr, pero correr con sentido", continuó.

Mascherano se imagina que en el encuentro frente a Alemania "habrá pocos espacios" y destacó que el equipo de Joachim Löw tiene "un mediocampo físico, pero a la vez técnico".

"Para nosotros no será una revancha (Alemania eliminó a Argentina en los cuartos de final de los últimos dos Mundiales), es una palabra fea. Prefiero decir que es una oportunidad única", puntualizó.

Mascherano, por último, señaló que ahora resta coronar todo esto "con el título", reiteró que este grupo se formó "en Barranquilla" en el triunfo sobre Colombia por 2-1 por las Eliminatorias Sudamericanas y le dedicó un párrafo final al arquero Sergio Romero, la figura de la cancha, ya que contuvo dos envíos en la tanda de penales.

"Muy feliz por (Sergio) Romero, por todo lo que le tocó sufrir, porque se rompió el alma para estar, porque no jugaba y trabajó igual para llegar al Mundial. Le dije que iba a ser su día y lo fue. Le dije que podía cambiar la historia, que podía ser recordado por el resto de la historia, y lo será", concluyó.