“Josito” Di Palma honró su herencia y ganó en Olavarría

Domingo 10 de agosto de 2014
El arrecifeño Luis José "Josito" Di Palma (Torino) se impuso hoy por primera vez en su carrera en la final del Turismo Carretera en el autódromo "Hermanos Emiliozzi" de Olavarría, después de una competencia inteligente donde el trabajo de boxes definió la grilla.

Hacía 18 carreras que no ganaba un Torino en el TC, y en el Día del Niño, "Josito", el más chico de esta familia ligada a las tuercas, consiguió un hito histórico porque por primera vez tres generaciones de un mismo apellido triunfaron en la categoría.

Su abuelo, el gran Luis Rubén Di Palma, ganó por primera vez el 31/05/64 en la Vuelta de Arrecifes (en ruta), con Chevrolet, y luego su papá José Luis Di Palma, el 05/04/98, también con un "Chivo" y también en el autódromo de Olavarría.

Di Palma pudo vencer en una carrera que se disputó con la inédita modalidad de un cambio de neumático delantero derecho en forma obligatoria, lo que le permitió a "Josito" quedar como líder tras el ingreso de Juan Manuel Silva (Ford) para cumplir con ese requisito.

El arrecifeño quedó por delante de Matías Rossi -líder del campeonato regular- y Jonatan Castellano, quienes también se beneficiaron por el rápido trabajo de su equipo en boxes.

"Estoy agradecido a toda mi familia, se la dedico a todos ellos y a todos los que me arrancaron a ayudar de chiquito y que les debo estar acá. Nos jugamos todo a la parada en boxes y el equipo trabajó rápido. Venía hace dos vueltas llorando y cuando pasé la bandera a cuadros no lo podía creer", afirmó Di Palma en lo más alto del podio.

En tanto, Facundo Ardusso, el segundo en la tabla de posiciones del campeonato, sufrió desperfectos mecánicos y llegó muy retrasado (16º).

De esta manera, Rossi se consolidó como líder del campeonato regular del TC y estiró a 19 puntos la diferencia sobre Ardusso, algo que es importante porque el ganador de esta etapa sumará 15 puntos extra en la Copa de Oro, que definirá el título con cinco carreras.

Fue una competencia difícil, donde los mecánicos tuvieron mucha injerencia con este nueva modalidad y exigencia de las autoridades de la categoría, que le permitió a Di Palma quedar como líder, cuando iba sexto al ingresar a los boxes.

Lo hizo pese a tener detrás durante casi diez vueltas a Matías Rossi (Chevrolet), quien cosechó buenos puntos con el triunfo en la primera serie y el segundo puesto en la final.

El piloto de Del Viso, que en el arranque de la carrera protagonizó una intensa lucha por el primer lugar con Christian Ledesma (Chevrolet) hasta el ingreso de ambos a cambiar los neumáticos, dosificó esfuerzos luego del retraso de Facundo Ardusso, su principal rival en el campeonato, por un problema en el cable captor de su Dodge.

Eso también facilitó el desenlace para "Josito" Di Palma, cuyos mecánicos fueron veloces y efectivos al momento de realizar el cambio de neumáticos en los boxes justo en el momento en que se habilitó el ingreso.

Pese a ser más veloz que el marplatense, el de Del Viso padeció la eficiencia en el box del Maquin Parts de Di Palma: "Fui siempre a fondo. Cuando salimos (de boxes) "Josito" iba adelante, y por la carga que tenemos atrás se me hizo difícil seguirlo. Fue positivo".

"Agarramos el liderazgo con algunos puntos de diferencia y eso es bueno", evaluó Rossi, quien llegará a la última competencia de la etapa regular, el 31 de agosto en Rafaela, con 19 puntos de diferencia sobre su escolta Ardusso.

Además de Rossi (373 puntos) y Ardusso (354), aseguraron su presencia en la Copa de Oro que comenzará el 21 de septiembre en el autódromo "Rosendo Hernández" de San Luis: Ledesma (310,5), Silva (301,5), Castellano (287,5) y Ortelli (274,5).