Cada día, 45 niños son víctimas de violencia familiar

En Capital Federal y provincia de Buenos Aires se registran diariamente 45 hechos de violencia familiar y de extrema crueldad hacia menores como los dos conocidos en las últimas horas que tuvieron como protagonistas a niños de 2 y 7 años.
Viernes 12 de septiembre de 2014
Durante la jornada del último jueves se conocieron casos de extrema crueldad: en la localidad de Glew, partido de Almirante Brown, un hombre fue detenido por fracturar a golpes a su hijastro de dos años, mientras que en la localidad platense de Los Hornos una madre está acusada de quemar con agua caliente a su hijo de 7 años.

Ambos hechos forman parte de una problemática que tiene a los chicos como víctimas de maltratos, violencia y abusos, que en Capital Federal y provincia de Buenos Aires obliga a intervenir en 45 hechos por día, indica hoy el Diario Popular.

La cifra surge al cruzar los 13.000 hechos en territorio porteño atendidos el año pasado por el Consejo de las Niñas, Niños y Adolescentes; y los 20.000 casos de la Secretaría de Niñez y Adolescencia bonaerense, donde los derechos de los niños resultaron vulnerados.

De esas 33.000 intervenciones, en la mitad (16.500) el motivo fueron golpizas, maltrato extremo y abusos sexuales, que incluso requieren el rescate de las víctimas.

Acerca de los casos de las últimas horas, se sabe que un hombre de 27 años fue detenido acusado de golpear a su hijastro de 2, durante una discusión familiar ocurrida en la localidad bonaerense de Glew, partido de Almirante Brown.

Los hechos comenzaron a partir de un llamado al 911, que alertaba sobre un hecho registrado en una vivienda ubicada en calle Ortiz al 3300, del Barrio Gendarmería, donde se estaba produciendo un conflicto familiar.

Al lugar acudieron los efectivos policiales y constataron que un hombre había agredido físicamente a su hijastro de dos años, provocándole una fractura en la pierna derecha y varios raspones en la cabeza y el rostro. Seguidamente, los efectivos detuvieron al agresor y lo pusieron a disposición de la Justicia.

Según la investigación, el detenido ya había agredido al niño en otras dos ocasiones, en octubre del año pasado y a fines del mes de junio de este año.

El menor fue trasladado al Hospital Lucio Meléndez de Adrogué, donde se encuentra internado bajo
observaciones médicas.

El operativo estuvo a cargo de oficiales de Destacamento Policial Glew Este, perteneciente a la Jefatura Departamental de Almirante Brown.

En el segundo hecho que se conoció, una mujer fue detenida en la ciudad de La Plata acusada de quemar con agua caliente y golpear a su hijo de 7 años en una vivienda del barrio de Los Hornos.

Todo ocurrió en una casa ubicada en las calles 164 entre 59 y 60 cuando personal de la comisaría tercera recibió un alerta sobre un llamado al 911 por un conflicto en esa zona.

Al llegar al lugar la policía se encontró con un vecino que manifestó que el niño de 7 años se había escapado de su casa debido a los golpes que recibía de su madre.

La policía asistió al pequeño que no sólo presentaba síntomas de golpes sino también quemaduras por agua caliente, por lo que se lo trasladó de inmediato al Hospital de Niños Sor María Ludovica de La Plata, donde permanece internado en observación.

El llamado de alerta a la policía fue hecho por vecinos que escucharon los gritos del niño a causa de la golpiza que recibió de su madre.

Voceros de la causa manifestaron que la mujer fue detenida y durante la jornada de hoy podría ser indagada por el fiscal Marcelo Martini.

Según un informe de las Naciones Unidas, entre 80 y 98 por ciento de niñas y niños sufren castigos corporales en el hogar. Sin embargo, sólo una pequeña proporción de estos actos de violencia son denunciados e investigados.