“No hubo piedrazo” para el fiscal del caso Juan Paladini

"Lo que tenemos chequeado es que no tenía puesto el cinturón, pero no descartamos ninguna hipótesis", sostuvo el funcionario Jorge Baclini. La modelo Rocío Guirao Díaz rechazó también esta versión.
Martes 16 de septiembre de 2014
El fiscal regional Jorge Baclini aseguró hoy que en el auto en el que murió el empresario Juan Paladini "no había ninguna marca de piedrazo", pero se dispusieron nuevas pericias sin descartar por el momento ninguna hipótesis.

"Lo que tenemos chequeado es que no tenía puesto el cinturón, pero no descartamos ninguna hipótesis", sostuvo el fiscal al ser consultado sobre los dichos de la nuera del empresario, la modelo Rocío Guirao Díaz.

El Audio R8 en el que murió Paladini fue inspeccionado nuevamente esta mañana en un taller ubicado en Garzón 1143, de la ciudad de Rosario por personal de criminalística, en presencia de los tres hijos del empresario.

Al terminar las pericias, los investigadores sostuvieron que no se hallaron evidencias sobre un ataque con una piedra.

Juan Paladini, uno de los dueños de la empresa de fiambres Paladini, falleció el sábado pasado en un accidente de tránsito cuando circulaba por la Autopista Circunvalación.

El Audi en el que viajaba mordió la banquina, salió de control, dio dos tumbos y cayó en un zanjón, lo que provocó que el empresario perdiera casi en forma instantánea la vida.

La modelo Guirao Díaz había denunciado que el siniestro se produjo luego de que le arrojaran un ladrillazo contra el parabrisas con intenciones de robo.

Además, Guirao Díaz rechazó las versiones que señalaban que Paladini viajaba sin cinturón de seguridad.

Minutos después de hacer esa denuncia, la modelo subió a su cuenta de Twitter tres fotos con el parabrisas roto del vehículo que manejaba Juan Alberto Paladini.

Por su parte, Mario Corradi, el cuñado del empresario, también abonó la hipótesis del piedrazo que le hizo perder el control e incluso deslizó una falla en el cinturón de seguridad de su auto de alta gama.

Guirao Díaz afirmó que "recibió un ladrillazo y tuvo la mala suerte de terminar como terminó, bastaba con ir al lugar del accidente y ver el auto".

El fiscal regional Jorge Baclini dijo que si bien no se descarta ninguna hipótesis, las pericias realizadas por la fiscal y los policías determinaron que "en el auto no había ninguna marca de piedrazo, ni arriba del vehículo ni a los costados".

"Inicialmente no descartamos ningún tipo de hipótesis, siempre en los hechos es bueno tener todas las posibilidades", señaló Baclini al programa radial "El primero de la mañana" de La Ocho.

Pero a continuación aclaró que apenas ocurrió el hecho el 911comunicó lo sucedido a la policía y a la fiscal, que se hizopresente inmediatamente, y junto al cuerpo de criminalística ytodos los presentes observaron en el vehículo y determinaron que "había un solo impacto en el vidrio parabrisas que está documentado con fotografías, pero no había ninguna marca de piedra, ni arriba del vehículo ni a los costados ni adentro".

El fiscal contestó también sobre las acusaciones que se intentan negar que haya sido un caso de inseguridad: "Si fue un hecho de inseguridad no tenemos por qué ocultarlo, no tendría desde nuestro punto de vista ningún sentido ocultarlo, si fue inseguridad hemos tenido numerosos hechos y ustedes saben que siempre estamos dispuestos a informar las cosas tal cual ocurrieron".

Otras de las hipótesis que circuló fue que hubo una falla en el cinturón de seguridad del Audi R8 en el que viajaba Paladini.

Baclini contestó: "Lo que tenemos chequeado es que no tenía puesto el cinturón. No descartamos ninguna hipótesis, pero tampoco esto es determinante en pos del piedrazo o no piedrazo y del hecho inicial, si fue un caso de inseguridad o una imprudencia".

Este martes a la mañana, la fiscal Mariana Prunotto a cargo de la causa también confirmó que no se descarta ninguna hipótesis y que se investiga si el accidente "ocurrió por causa de un tercero".

"Nosotros no descartamos nada y por eso se realizan las nuevas pericias para poder investigar todas las posibles opciones, hemos tenido que revisar el auto varias veces porque el vehículo el sábado estaba enterrado ", afirmó Prunotto.

La fiscal agregó además que las condiciones climáticas del día del siniestro "eran complicadas porque la zona estaba barrosa", y señaló que en el momento se actúo cuidando las pruebas, además de indicar que las fotos aportadas por la familia se agregaron a la causa.

"Nunca descartamos nada, en las primeras pericias no se habían registrado restos de ladrillos, hoy se volvieron a realizar las pericias con más profundidad, en un lugar seco, ya que el día las inclemencias climáticas eran desfavorables", afirmó.

Los investigadores esperan los resultados de las nuevas pericias realizadas y además solicitaron a la firma Audi información específica sobre el vehículo para poder determinar si el siniestro fue un ataque tal como señala la familia de la víctima o fue un accidente vial.