Para la Corte, ser menos miembros “agiliza” los fallos

El Máximo Tribunal ratificó esta mañana la continuidad de "la misma línea" de sus fallos y señaló que la integración de cinco vocales "no dificulta" su funcionamiento sino que, por el contrario, "lo agiliza".
Martes 14 de octubre de 2014

La Corte Suprema de Justicia ratificó esta mañana la continuidad de "la misma línea" de sus fallos y señaló que la integración de cinco vocales "no dificulta" su funcionamiento sino que, por el contrario, "lo agiliza", incluso de sufrir un mayor achicamiento ante la partida anunciada del juez Raúl Zaffaroni en enero próximo.

En estos aspectos coincidieron este martes los cinco vocales del máximo tribunal, Ricardo Lorenzetti (presidente), Carlos Fayt, Raúl Zaffaroni, Elena Highton y Juan Carlos Maqueda durante la reunión de acuerdo semanal que se realiza cada martes.

Fuentes de la Corte dijeron que una vez que "tampoco va a haber problemas" cuando Zaffaroni se jubile, en diciembre, porque "entre 2005 y 2006" el tribunal "ya funcionó con dos vacantes", y que la actual composición de 5 tampoco genera inconvenientes pues en sí implica una mayor agilización y teniendo en cuenta que se conforma mayoría con tres votos.

Durante la reunión de acuerdo los cinco vocales del tribunal también rindieron un homenaje interno a su colega Enrique Petracchi, fallecido el domingo a los 78 años.

Al evaluar el futuro funcionamiento del Tribunal, los jueces hicieron un raconto de los fallos más importantes de los últimos seis o siete años y de los que restan definir y evaluaron que no habrá cambios sobre la posición que en los distintos temas hay en
la Corte.

Sobre la cuestión numérica, por ahora el Tribunal no prevé problemas y tampoco con la partida de Zaffaroni en enero próximo, quedando el Tribunal con 4 miembros, pues en el 95 por ciento de los casos que tratan se conforma una mayoría sin haber empate, lo que podría trabar el tratamiento.

La Corte en la actualidad está conformada con cinco miembros a raíz del fallecimiento de Petracchi el pasado domingo, y el de Carmen Argibay, de 74 años, en mayo último.