El Gobierno descartó dar un bono de fin de año para compensar la inflación

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, aseguró que en 2014 hubo "una recuperación del poder adquisitivo del salario y no un deterioro". “Con las paritarias de este año se han logrado resultados satisfactorios", agregó.
Jueves 16 de octubre de 2014
El Gobierno aseguró hoy que "no existen razones objetivas" para que los sindicatos pidan la reapertura de las paritarias o exijan un bono de fin de año para compensar el aumento de la inflación, porque, afirmó, en 2014 hubo "una recuperación del poder adquisitivo del salario y no un deterioro".

Así lo manifestó esta mañana el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, quien indicó que, desde el Poder Ejecutivo, "no promovemos, no propiciamos, no propiciaremos ningún tipo de medida de carácter excepcional de esa naturaleza" porque con las paritarias de este año "se han logrado resultados satisfactorios".

En su habitual conferencia de prensa matutina en la Casa Rosada, el funcionario sostuvo que hubo "una recuperación del poder adquisitivo del salario y no un deterioro", por lo que "no existen razones objetivas para ningún tipo de mecanismo excepcional".

"Del tema de bonos, plus, etcétera, se habla siempre en el último trimestre del calendario", minimizó el ministro, quien sentenció que "las paritarias han culminado, en un proceso de libre negociación de partes, y se han logrado resultados satisfactorios".

Según detalló, las paritarias "han generado un incremento salarial para el empleo privado formal de casi cinco millones de trabajadores, equivalente al 29,7 por ciento desde el punto de vista salarial".

Incluso, estimó que "si uno toma la evolución del índice de precios al consumidor, habrá en el transcurso de este ejercicio anual, una recuperación del poder adquisitivo del salario, y no un deterioro".

Capitanich remarcó que "no existen razones objetivas para ningún tipo de mecanismo excepcional" y concluyó: "Ratificamos claramente eso, tanto para el sector privado como para el público".