"La reforma del Código Penal tiene amplio consenso”

El Jefe de Gabinete Jorge Capitanich respaldó el proyecto que será enviado al Congreso. "Una buena iniciativa debe ser respaldada", afirmó.
Miércoles 22 de octubre de 2014
El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, afirmó que la oposición "debería aprobar muy rápidamente" la reforma del Código Procesal Penal impulsada por el oficialismo porque, según consideró, "es lo que pedía".

"Deberían aprobar muy rápidamente esta iniciativa porque es lo que pedían. Todo el tiempo pedían una reforma de esta naturaleza", enfatizó Capitanich.

En declaraciones formuladas en la Casa de Gobierno, el funcionario denunció una "acción política alevosa tendiente a confundir a la ciudadanía" sobre los alcances del proyecto y aseguró que es "falso" que se promueva una "gran amnistía y prescripción de varias causas".

También rechazó que de acuerdo al proyecto impulsado por el Gobierno nacional "la acción penal se extinguiría en dos años" y que se le quite "poder a los jueces".

Al tiempo que indicó que la oposición debería respaldar la iniciativa, cuestionó a ese sector porque "se opusieron a la reforma del Código Civil y Comercial unificado y en el momento de votar en la Cámara de Diputados se retiraron".

Se quejó de que la oposición apunta a "oponerse a todo lo que viene del Gobierno y ahí es donde ellos desnaturalizan el concepto de diálogo".

"Siempre piden diálogo y cuando hay diálogo se oponen, piden debate de las ideas y cuando se propone el debate de las ideas reaccionan de un modo autoritario", enfatizó.

Ayer, la presidenta Cristina Kirchner anunció por cadena nacional el envío al Congreso del proyecto de ley de reforma del Código Procesal Penal(CPP), que contempla la reincidencia para evitar excarcelaciones y la expulsión del país de extranjeros que cometan delitos.

En un mensaje grabado en su despacho de la Casa Rosada, la mandataria sostuvo que la reforma responde a una "demanda de todos los juristas y de la sociedad", y remarcó que el objetivo es "asegurar una administración de justicia más segura y que contemple la participación de las víctimas como controlador del proceso".

También aseguró que con esta iniciativa se apuntará a "terminar con la puerta giratoria" del delincuente que es detenido y sale en libertad inmediatamente, por lo que "se tendrá en cuenta la reincidencia" a la hora de establecer las penas de aquellas personas que hayan delinquido y que servirá para la prisión preventiva y no otorgar la libertad de quien aguarda un juicio.

"La sociedad se siente desprotegida", reconoció la Presidenta al anunciar que este miércoles tomará estado parlamentario la iniciativa oficial.

De esta forma, el Gobierno apostará a un giro respecto al proyecto del nuevo Código Penal elaborado por una comisión liderada por el juez de la Corte Suprema de Justicia, Eugenio Zafaroni e integrada por diputados oficialistas y de la oposición que aún no fue girado al Congreso y que no contemplaba la reincidencia como agravante para evitar las excarcelaciones.

A su vez, la mandataria confirmó que de acuerdo al proyecto, los extranjeros que sean "sorprendidos in fragati en la comisión de un delito van a ser expulsados" si su situación migratoria es irregular y "no van a poder reingresar al país en 15 años".