Lucas Díaz: detalles e intimidades de un caso confuso

Martes 11 de noviembre de 2014
"Iba a un asado en Bernal, cuando lo apuntaron con un arma, le robaron y lo obligaron a bajarse en La Plata. Se encontró ahí sin celular activo -porque no tenía aún la línea activada-, golpeado y entra en shock -trauma- emocional. Estuvo así 27 días en la calle, comiendo lo poco que encontraba en la basura, no recordaba cómo volver, no sabía. Se llama efecto pos trauma y cualquier médico puede confirmarlo. No estaba de joda ni de gira", explicó la hermana de Lucas.

Además, cuestionó a los medios -"no a todos", dijo- por hablar de él y de que se fue por su propia voluntad. También culpó a la Bonaerense y a la Justicia, "al poder en general" porque no ayudó con la causa.

"Si los que hablan de él que está en excelente estado de salud, hablaran con personas en situación de calle, sabrían que es falso. Si alguien no desayuna un día y le baja la presión, imagínense él que estuvo 27 días apenas comiendo. Lo encontramos con deshidratación, 10 kilos menos, 40 grados de fiebre, perdido, desorientado", detalló.

Por otra parte, aseguró que su estado actual es complicado: "Por momentos recupera la memoria y Por otros no, está acompañado por psiquiatra y psicólogos. No tiene precisión, tiene capacidades físicas y mentales alteradas. No duerme. Está medicado, en estado de alerta".

Por último, agradeció a sus amigos, "por la solidaridad, por la gente que ayudó" y a las "tres familias de La Plata que se comunicaron, por ellos lo encontramos" y cuestionó fuerte al Estado: "No nos dejemos engañar: el Estado no puso plata, la Justicia es un servicio para todas las personas, público. Habíamos pedido que pusieran recompensa y entró la confirmación solo una hora antes de que lo encontráramos. De los panfletos y folletos, solo 100 vinieron de parte del poder. Los banner, remeras, todo del bolsillo de sus amigos y de mi jefa".

"No queramos usar a Lucas de trofeo", pidió.

Qué dice la causa

La hipótesis de la Justicia es que se fugó voluntariamente porque tenía pequeñas pero varias deudas con amigos y conocidos: de 1.000, 1.500 o 3.000 pesos. Le pedía dinero a cuatro o cinco personas en simultáneo.

La propia hermana declaró que ella le prestó plata porque no llegaba a pagar el alquiler. Incluso vendió muebles y electrodomésticos de su casa por MercadoLibre para recaudar algo de plata.

A continuación, los puntos principales del testimonio de Lucas

-Antes de la declaración fue a una revisión en el Cuerpo Médico Forense que determinó que estaba lúcido y orientado en tiempo y espacio.

-Lucas dijo que el día de la desaparición se iba a un asado en Bernal, pese a que por lo que declararon sus amigos, el asado se canceló, no se hizo y él no había confirmado su asistencia.

-Declaró que se tomó el tren Roca y que a la altura de Wilde lo robaron en el tren, pero sólo le sacaron el dinero, los dos celulares que tenía pero no funcionaban –con uno escuchaba música-, y le dejaron la billetera y la mochila.

-Dijo que llegó a La Plata porque los delincuentes lo amenazaron y le dijeron que no se bajara en Bernal.

-Señaló que no sabía cómo volver porque no tenía plata y para subirse al tren le pedían boleto.

-Que empezó a deambular y se hizo de noche y se tiró a descansar en la catedral.

-Le pidió trabajo y repartió currículums a un empleado de seguridad de la terminal de ómnibus de La Plata. Le dijo que se había ido de Capital porque tenía problemas y montón de deudas y no tenía ni para pagar el alquiler, por eso buscaba trabajo en La Plata.

-Una suboficial de Prefectura declaró que un transeunte le avisó que Lucas Díaz deambulaba por las vías en la estación de La Plata. Cuando se acercó para decirle que lo estaban buscando, salió corriendo.

-El policía que lo entrevistó por el llamado al 911 le dijo que lo estaban buscando.

- A las 11 de la noche del miércoles cuando en La Plata ya se sabía que allí lo había parado un policía, un taxista lo vio, le dijo "te llevo a tu casa, te busca tu flia" y salió corriendo.

-Declaró además que la última noche se sentó en la plaza de la Catedral a descansar y ahí lo volvieron a asaltar y esta vez le robaron ahora sí la mochila, la billetra se la dejaron.

-Dijo que no volvió a Capital "por vergüenza" porque estaba "sucio y desalineado". Esto repitió en toda la audiencia pese a que el policía que lo encontró, y el Cuerpo Médico Forense dejaron asentado que estaba aseado, limpio y con buen aspecto.