Boca despidió un semestre irregular y cayó ante Gimnasia

Boca Juniors cerró esta noche el torneo local con una caída por 2-0 ante Gimnasia en La Bombonera. Jorge Rojas abrió el marcador a los 10 minutos del primer timepo y Pablo Vegetti amplió la diferencia a los 30 segundos del complemento.
Domingo 7 de diciembre de 2014

Gimnasia y Esgrima La Plata aprovechó esta noche mejor sus momentos y oportunidades, contó con los mejores protagonistas y cerró su año con una indiscutida victoria por 2-0 como visitante de Boca Juniors.

El equipo de Pedro Troglio tuvo tres jugadores claves: su arquero Fernando Monetti, que no tuvo fallas, el volante derecho Jorge Rojas, de profundo ida y vuelta por la derecha, y el delantero Pablo Vegetti, presencia peligrosa en el área rival, protagonistas los dos últimos en las acciones de los goles.

Boca contó con una buena cantidad de aproximaciones, pero nunca encontró precisión, y en todo momento dejó la imagen de ser un equipo que jugaba sólo por cumplir.

La primera oportunidad le correspondió a Gimnasia, y fue un envío de Vegetti que salió cerca del caño horizontal de Agustín Orion, a los 4 minutos.

Boca llegó con profundidad por primera vez a los 9, a través de una media vuelta de José Fuenzalida que desvió Monetti sobre su izquierda.

Y en la jugada siguiente, a los 10, el cuadro platense se puso en ventaja: Vegetti envió un centro bajo desde la derecha, la pelota cruzó gran parte del área, Leandro Marín rechazó mal, hacia el medio, y Rojas, que llegaba de frente, con remate a la derecha de Orion marcó el gol.

Después dominó Boca porque Gimnasia, que jugaba con Vegetti como único delantero, cedió la iniciativa y el equipo local, aún sin demasiada intensidad en la ofensiva, constituyó a Monetti en figura del primer tiempo.

El arquero de Gimnasia contuvo un remate de Cristian Erbes a los 18, un disparo de Federico Carrizo por arriba a los 21, un remate de Marín a los 27 y la más difícil, ya en tiempo de descuento, un disparo de Emmanuel Gigliotti, quien conectó de primera un córner ejecutado por Fuenzalida sobre la derecha.

Por otra parte, a los 39 hubo una mano intencional de Osvaldo Barsottini en área, yendo al suelo, que Diego Abal no observó.

Asimismo, Gimnasia llegó a los 36 otra vez por derecha con Vegetti y Orion desvió al córner a la altura del primer palo.

El arquero de Boca tuvo que arriesgar a los 40 y salir muy lejos para salvar a los pies de Javier Mendoza, que llegaba muy solo sobre la derecha.

En la primera acción del segundo tiempo, transcurridos apenas 30 segundos, Rojas llegó hasta el fondo por el mismo sector, metió un centro a la boca del arco y Vegetti, sin oposición, marcó el segundo gol de cabeza.

Desde entonces, Gimnasia no volvió a acercarse con peligro a Orion; se limitó a esperar, con una correcta gestión defensiva, y Boca nunca encontró la manera de llegar al descuento.

Hubo un remate de Gigliotti controlado por Monetti, a los 9; uno de Carrizo en la parte externa de la red, a los 12, un cabezazo de Jonathan Calleri, apenas desviado, a los 18, y otra buena contención frente a Castellani, a los 20.

Por otra parte, a los 26, hubo un clarísimo penal por mano intencional de Barsottini después de un remate del ingresado Luciano Acosta que Abal volvió a ignorar.

Como nota destacada, en un pasaje del primer tiempo gran parte del público insultó al presidente Angelici y vivó a Juan Román Riquelme, aunque rápidamente pidió cambios en el equipo, y sobre la media hora del segundo tiempo el juego se interrumpió por cinco minutos porque los hinchas locales, que ya estaban olvidados del partido, arrojaron bengalas sobre el arco de Monetti.