Una nena de 7 años sobrevivió sola a un accidente aéreo

Sailor Gutzler fue la única sobreviviente después de que la avioneta en la que viajaba con su familia tuviera un fatal fallo, lo que ocasionó el derribo del avión y la muerte de casi todos los tripulantes.
Domingo 4 de enero de 2015

El accidente mató a los padres de la niña, Marty y Kimberly Gutzler, su hermana de 9 años de edad, Piper, y su primo de 14 años de edad, Sierra Wilder, según la policía. Su padre, Marty Gutzler, de 48 años, estaba volando la aeronave en "las inclemencias del tiempo" cuando hizo una llamada de socorro alrededor de las 17:55 del Viernes, según dijo la policía del Estado de Kentucky durante una rueda de prensa el sábado.

El padre de Marinero, Marty Gutzler, había estado volando desde los 16 años, registrando cerca de 4,000 horas, y enseñó como instructor de vuelo, dijo la familia. "Él había hecho ese mismo viaje desde Florida a Illinois muchas, muchas veces", un amigo de la familia dijo a NBC News.

La menor sobrevivió al accidente aéreo en el que perdió la vida toda su familia al estrellarse un avión privado.

El sargento Dean Patterson señaló que una desorientada niña de 7 años caminó hacia una casa y dijo que estuvo involucrada en el accidente de un avión. El residente de la vivienda llamó al número telefónico de atención de emergencias y la pequeña fue llevada a un hospital con lesiones que no ponen en riesgo su vida.

Las autoridades encontraron la aeronave un par de horas después y confirmaron que el piloto y otras tres personas, que ya fueron identificadas, murieron.

Kathleen Bergen, de la Agencia Federal de Aviación, dijo que controladores de tráfico aéreo perdieron contacto con un avión Piper PA-34 cuando volaba sobre el condado Marshall en la parte suroeste del estado. El piloto había reportado problemas de motor.

Las autoridades encontraron el sitio del choque en una zona boscosa cerca del lago Kentucky.


La avioneta partió el viernes desde Cayo Oeste, en los Cayos de Florida, en donde los ocupantes habían pasado las vacaciones de fin de año, y realizó una parada en el aeropuerto regional de Tallahassee (capital de Florida) para recargar combustible, tras lo cual continuó hasta su destino final.

De acuerdo con la Administración Federal de Administración (FAD) de EEUU, el piloto de la aeronave reportó problemas técnicos cuando sobrevolaba el oeste de Kentucky y tras ello perdió contactó con los controladores aéreos.

El hombre que ayudó a la niña de siete años luego de haber caminado sin rumbo tras el accidente fue identificado como Larry Wilkins.

"Cuando abrió la puerta, había una chica con sangre", dijo Wilkins. "Ella me dijo que sus padres habían muerto, y ella habían estado en un accidente de avión, y el avión se encontraba al revés."

La chica dijo que Wilkins trató de despertar a sus padres pero "no se despertaban", dijo.

Wilkins dijo que llevó a la chica a su casa y la acostó en el sofá para que pudiera lavar sus piernas arañadas.

"Estaba bastante aturdida", dijo.

Wilkins llamó al 911, agregando que la niña caminó aproximadamente tres cuartos de milla por el bosque hasta su casa.

No obstante, Wilkins dijo que no se considera un héroe por algo que "cualquiera hubiera hecho."

"Ella es sólo una niña que necesitaba un poco de ayuda", dijo. "Sólo rezo por esa niña ... Ella va a necesitar mucha ayuda simplemente no puedo imaginar a alguien tan joven pasando por eso".