Buscan a un nuevo "testigo clave" por el crimen de Lola

Tras ponerse al frente del caso, la jueza Silvia Urioste puso su atención sobre un changarín que estuvo en Valizas los últimos días del año. No hay detenidos por el crimen de la joven, de 15 años, y la causa volvió a foja cero.
Miércoles 14 de enero de 2015

La jueza Silvia Urioste, que tomó el caso por el crimen de Lola Chomnalez tras la renuncia de su colega Macela López, puso la atención en un nuevo testigo que podría ser “clave” para esclarecer el caso.


Se trata de un obrero que habría estado en Barra de Valizas durante los últimos días del año y que luego habría viajado a Montevideo, informó el diario El País.


Los responsables de investigar el crimen de la adolescente argentina de 15 años tomarán en cuenta nuevas puntas que hasta ahora no habían sido tenidas en cuenta "por distintas circunstancias".

En este marco, los investigadores creen que este nuevo testimonio podría aportar "cierto valor" al caso. Durante las primeras semanas, la policía de Rocha realizó múltiples detenciones pero todos fueron liberados.