Diana Conti: “No estamos conformes con la Justicia”

La diputada por el Frente para la Victoria habló con Ari Paluch en “El Exprimidor”.
Miércoles 14 de enero de 2015

¿Qué ocurrió con la designación de fiscales?

Hemos hecho una ley en diciembre crean un nuevo código de procesamiento penal creando cargos en el ministerio Público Fiscal y en las Defensorías. La procuradora y la defensora llenaron esos cargos llamando a concurso y provisoriamente los subrogaron con fiscales. Luego de que la jueza del Juzgado Contencioso Administrativo, Rodríguez Vidal, rechazara la presentación, un juez de feria dicta esta medida generando y siendo connivente con esta campaña que se intenta instalar de desprestigio de la doctora Gils Carbó cuando en realidad hay una reticencia a que el Ministerio Público tenga poder real para la persecución del crimen organizado.

Dice que hay una campaña contra Gils Carbó.

Por supuesto. Le han hecho denuncias penales totalmente politizadas. También es un avasallamiento contra una Ley del Congreso.

Cuando vos hablás de politizada algunos interpretan que la politizada es Gils Carbó. ¿Qué dirías al respecto?

Por suerte el debate académico y político sobre el rol de la Justicia que se ha dado desde el inicio de la vida democrática, hoy se ha instalado dentro del Poder Judicial. Algunos jueces o algunos fiscales están desesperados con lo que implicaría un nuevo rol de fiscales con el nuevo Código Procesal Penal con nuevas unidades temáticas de investigación de lavado de dinero del narcotráfico con el menor poder que tendrían los jueces de instrucción, sobre todo los federales, y están utilizando la prevaricaciónn y la ilegalidad para frenar esa reforma.

¿La reforma cuándo entra en vigencia? ¿No entra en agosto?

Eso es el Código Civil y Comercial. Para el Procesal Penal acaban de anunciar que ya están los nombres de quienes integrarán la bicameral creada por Ley que hará las leyes de implementación y seguimiento así que en marzo o abril ya estará vigente. Vamos a poner todo el énfasis para tenerlo lo antes posible.

Aquellos que piensan que el Gobierno está dándole todo el poder a fiscales nuevos alineados con el Gobierno para tapar investigaciones vinculadas con la corrupción y demás son unos desconfiados y están equivocados.

No. Son unos malintencionados y no están equivocados si no que mienten exprofeso. En primer lugar porque el nuevo Código Procesal Penal indica que un fiscal no puede dejar de acusar a un funcionario por una negociación incompatible. Lo dice claramente en su artículo 10º. No queremos frenar ninguna causa de corrupción. Queremos que avancen las causas de narcotráfico, de trata de personas y de trata laboral y en este momento -igual que la sociedad- no estamos conformes con la actuación de la Justicia. Ninguno es un fiscal nuevo. Todos los nombrados son fiscales con más de 20 años de servicio y con acuerdo del Senado capacitados para subrogar. No todos son afiliados a “Justicia Legítima”. Está Abel Córdoba que era la mano derecha de Esteban Righi. Tienen trayectoria, mérito y condiciones. Son fiscales de reconocida actuación como tales. No es que se han encontrado en la calle amigos de Gils Carbó. Está actuando con absoluta diligencia y compromiso con la necesidad de una mejor Justicia.

¿Cuál es tu opinión de la decisión de la Cámara de Apelaciones con respecto a la designación de los fiscales Abraldes y Fischer?

Me das pie para que te explique bien una campaña. No ha sido la Cámara. La resolución tiene firma de un solo juez. Eso no es una Cámara, no es un cuerpo colegiado. Es quien quedó de feria quien manda una nota a la procuradora diciendo que no quiere estos dos subrogantes en la Cámara del Crimen dada la resolución que para con medida cautelar que para las designaciones. Y se lo dio a los medios. El doctor Cicciaro es uno de los pocos que no quiso bajar la placa de Quiroga, juez durante la dictadura, lo que muestra un perfil ideológico determinado y está inmerso en la misma campaña de desprestigio a Gils Carbó y al Gobierno y de cobertura de sus propia vida prevendaria.