"Motochorro" le gatilló en la cabeza a un nene

Miércoles 28 de enero de 2015
Un ocasional cliente y el dueño de un almacén de la periferia de La Plata redujeron a golpes de puño a un "motochorro" de 18 años que había ingresado al negocio a robar y exigiéndoles más dinero le gatilló a un nene de dos años en la cabeza sin que saliera el disparo.

El hecho que se conoció en las últimas horas se registró el último domingo en un almacén de calle 424 y 13 de Villa Elisa, partido de La Plata, cuando un joven de 18 años ingresó al lugar portando un revolver calibre 32 de caño corto y amenazó a los dueños del local para que le entregaran el dinero de la recaudación.

La escena parecía ser la de un robo cualquiera, pero con el correr de los minutos se fue poniendo cada vez más violenta.

Según fuentes policiales, el joven "motochorro" no conforme con el botín le gatilló en la cara al dueño del comercio, identificado como Antonio Aguilar de 57 años, pero sólo se escuchó el ruido del gatillo sin que saliera la bala.

En medio del tenso clima generado el delincuente tomó al sobrino del almacenero, un nene de dos años que jugaba entre las góndolas, y amenazó con matarlo si no le daban más dinero.

"Fue horrible. El tipo puso el arma en la cara del nene y volvió a gatillar. Pensé que me moría en ese momento", contó a los policías el almacenero.

Tampoco en este caso la bala salió del tambor, lo cual permitió al cliente tomar coraje y propinarle al delincuente un golpe de puño en la nuca hizo perder el equilibrio. El dueño del comercio salió de atrás del mostrador y se sumó a la golpiza.

Entre los dos lo desarmaron y lo pusieron de cara al piso.
Afuera, sobre la vereda se encontraba otro delincuente, quien montado en una motocicleta en la que habían llegado al lugar, observó como los dos hombres tenían controlado a su cómplice contra el piso y huyó rápidamente.

Los "justicieros" tras sacarle el arma retuvieron al delincuente unos minutos hasta que llevó la policía que se lo llevó detenido.

El malviviente se encuentra alojado en la comisaría de Villa Elisa, acusado de "robo calificado".