Chubut: avanzan sin control los incendios forestales

Sábado 31 de enero de 2015
Los incendios forestales desatados este viernes en los parajes "El Turbio", en cercanías de la localidad de Lago Puelo, y "El Desemboque", próximo a la localidad de El Hoyo, sobre la región cordillerana al noroeste de Chubut, avanzaban hoy sin control y afectaban a unas 150 hectáreas de bosques, en su mayoría de especies nativas, informó la Dirección de Defensa Civil provincial.

"Cinco focos ígneos están activos y se ubican en la jurisdicción del Parque Nacional Lago Puelo y en la Reserva Natural de la Provincia del Chubut", afectando "alrededor de 90 hectáreas de bosques", detalló el director de Defensa Civil, Evaristo Melo.

En tanto, el incendio que se ubica en el paraje "El Desemboque", en la desembocadura del río Epuyen en Lago Puelo, a unos 50 kilómetros al norte de la localidad de El Hoyo, ya consumió "cerca de 55 hectáreas" de bosques autóctonos y bosques exóticos, de pino específicamente, que es madera industrial, indicó.

El funcionario informó que serán derivados a esos lugares cordilleranos dotaciones de bomberos de las ciudades de Puerto Madryn, Dolavon y Trelew, que se sumarán a brigadistas de los cuarteles de El Hoyo, Lago Puelo y Epuyen, entre otros de las localidades de la región noroeste de la Provincia.

En referencia a los incendios situados en "El Turbio", Melo explicó que "el lugar donde se están desarrollando los focos ígneos es de muy difícil acceso y no hay viviendas ni personas en peligro; tampoco hay caminos para poder llegar (en vehículos). Sólo contamos con la vía aérea o caminando".

Melo dijo que "hay en total 120 personas trabajando, dos aviones hidrantes y un helicóptero que está haciendo tareas de relevamiento", y las instituciones que están involucradas además de Defensa Civil son los servicios Provincial y Nacional de Manejo del Fuego, conjuntamente con efectivos de Parques Nacionales.

Melo dijo que "la situación esta complicada" y las condiciones meteorológicas favorecen que "sigan avanzando las llamas, pese a los denodados esfuerzos de los brigadistas" en el control y posterior extinción de los incendios.