Sara Garfunkel, madre del fiscal, amplió declaración ante Viviana Fein

La fiscal también escuchó a los policías que fueron a buscar al funcionario al aeropuerto de Ezeiza el 12 de enero, cuando regresó de Europa pero no trascendieron detalles.
Martes 10 de febrero de 2015
La Justicia pidió hoy investigar a quién corresponde un perfil genético distinto al de Alberto Nisman que apareció en el departamento del fiscal fallecido, mientras que sigue el misterio sobre cuándo declarará Antonio Stiuso, el ex espía sobre el que apunta el Gobierno.

La fiscal Viviana Fein interrogó hoy nuevamente a la madre del Alberto Nisman y escuchó a los policías que fueron a buscar al funcionario al aeropuerto de Ezeiza, pero no trascendieron detalles sobre cuándo se concretaría el interrogatorio a Stiuso.

En tanto, se supo que un "perfil genético distinto" al de Nisman fue detectado en el departamento del edificio Le Parc de Puerto Madero y se ordenaron pericias para identificarlo.

Creen que ese "ADN" distinto podría pertenecer al técnico informático Diego Lagomarsino, porque apareció en una taza que estaba en la pileta y el propio Lagomarsino contó en su única exposición mediática que había estado tomando un café con el fiscal cuando éste le pidió que le prestara un arma.
En tanto, una versión indicaba que no se había encontrado pólvora a través del nuevo barrido electrónico que comenzó a hacerse ayer, lunes, la provincia de Salta, para corroborar los resultados de un primer peritaje en sentido similar.

Pero hasta ahora no hubo ninguna información oficial a través de la Procuración General que corroborara los trascendidos sobre el peritaje hecho en Salta y que, según había dicho la propia fiscal, iban a demorar 72 horas.

La fiscal Fein había dicho que por estas horas iba a tomar "declaraciones importantes" para el avance de la investigación, pero no se dio a conocer la lista de los convocados.

Solo se vio salir de la fiscalía a Sara Garfunkel, madre del fiscal, evitando a la prensa, mientras que se conoció que habían convocado a los efectivos de la Policía Federal que fueron a buscar a Nisman el 12 de enero, cuando regresó de Europa.

La incógnita seguía sobre la esperada declaración de Antonio "Jaime" Stiuso, el ex director de Operaciones de la ex SIDE al que Nisman llamó horas antes de su muerte en "reiteradas oportunidades". En ese marco, la jueza Fabiana Palmaghini, que interviene en la causa, ordenó identificar un "perfil genético distinto" al del difunto fiscal en el departamento del decimotercer piso del edificio Le Parc, en Puerto Madero.

Los rastros de ADN diferentes a los de Nisman estaban en una taza de café hallada en la pileta de la cocina de la vivienda, según dijeron a DyN fuentes judiciales, y que podría haber sido utilizada por el técnico informático durante la visita que hizo el día previo a la muerte del fiscal, según su propia confesión ante la Justicia.

No obstante, según revelaron fuentes judiciales, la búsqueda podría extenderse a otras personas que pudieron haber visitado a Nisman en los días anteriores a su muerte, e incluso a todos los que estuvieron trabajando en ese lugar tras el hallazgo del cadáver.

Contrariamente a lo que había consignado hasta ahora la fiscal Fein, en el departamento de Le Parc "se obtuvo una muestra" de ADN "distinto al del referido Nisman, ignorándose aún a quién corresponde".

"Ante los diversos testigos que dieron cuenta de la visita" que efectuó Lagomarsino el día previo a la muerte de Nisman -añade la disposición de Palmaghini- "se impone acceder a la solicitud formulada por la señora fiscal y de momento invitar" al ex empleado de la UFI-AMIA "a que se presente ante el Cuerpo Médico Forense para que se obtenga a su respecto una muestra de su perfil genético".

El escrito de Palmaghini aclara que están "pendientes de producción otras medidas de prueba".