Justicia británica ordenó liberar pago de bonos de deuda argentina bloqueado por Griesa

La decisión, adoptada por el juez Guy Newery ante reclamos de George Soros y "eurobonistas", indicó que los títulos emitidos al canjear deuda bajo ley del Reino Unido no pueden ser afectados por Griesa.
Viernes 13 de febrero de 2015

La justicia británica ordenó liberar un pago de deuda argentina bajo ley europea que había trabado el juez de Nueva York Thomas Griesa, por unos 226 millones de euros.

La decisión, adoptada por el juez David Richards ante un reclamo del magnate George Soros y otros "eurobonistas", indicó que los títulos argentinos emitidos al canjear deuda bajo ley del Reino Unido no pueden ser afectados por el fallo Griesa, según reportó la prensa internacional.

De esa manera los acreedores podrán reclamar el pago de unos 226 millones de euros, montos que el Gobierno había depositado en junio en el Bank of New York Mellon (BONY), entidad que, por orden de Griesa, inmovilizó, lo que determinó el "default técnico" del país.

Entre los litigantes están Quantum Partners, de Soros, y los fondos Knighthead Master Fund LP, RGY Investments LLC y Hayman Capital Master Fund LP.

Tras la decisión del juez Richards a cargo de la sala 13 en la causa identificada como "HC14B03236 Knighthead Master Fund LP & otros v. The Bank od New York Mellon & otros", el estudio de abogados Reynolds, Porter y Chamberlain (RPC) emitió un comunicado a través del cual expresó su "satisfacción".

"Nuestros clientes estaban profundamente preocupados porque sus legítimos intereses bajo la ley inglesa de propiedad en torno a los pagos no habían sido tenidos en cuenta en el caso bajo examen ante la justicia de Estados Unidos", agregó la firma.

Los denominados "eurobonistas" se habían presentaron ante la justicia del Reino Unido luego de que Griesa se negara a permitir a las instituciones financieras que administran los desembolsos de títulos en Europa que procesen los pagos de bonos con legislación del Viejo Continente.

Buscaban así una sentencia similar por la que Griesa autorizó al Citibank al pago de los bonos reestructurados con denominación en dólares y legislación argentina.

El dinero está depositado en Buenos Aires y no fue girado a las cuentas de la entidad en Estados Unidos para su posterior distribución, por orden de Griesa.

Integra los 539 millones que la Argentina depositó el 27 de junio para pagar los vencimientos de bonos Discount.