No declaró mucama a la que exabogado de Mangeri acusó

Daniel Llermanos, patrocinante de la empleada de casa de familia, explica en Canal 26 el rol que Dominga Torres tuvo en el caso.
Miércoles 4 de marzo de 2015
Dominga Torres no declaró en el juicio oral y público por el crimen de Ángeles Rawson tras sufrir una descompensación. Diario 26, con Diego Codini y Melisa Zurita, se comunicó con Daniel Llermanos quien es el abogado de la mucama que fuera señalada como sospechosa por Miguel Angel Pierri cuando defendía al encargado del edificio, Jorge Mangeri.

“Dominga tuvo en el expediente una participación muy fugaz. Por la imputación televisiva de un colega mío quedó en un rol de sospechada pero a Tribunales fue a prestar una simple declaración testimonial y se descartó que haya tenido algo que ver”, afirmó el exjuez federal a Canal 26.

Dominga trabajó el día de la desaparición de Ángeles entre las 8.45 y las 12.45 en la PB "A" de Ravignani 2360 y que en ese lapso la chica de 16 años nunca llegó al departamento a almorzar, como solía hacer los días lunes. “Había una discordancia con el horario que brindó y el de la tarjeta SUBE que se debió a que el colectivo se dañó”, aclaró Llermanos.

“En el juicio oral se cita a la totalidad de los testigos de la instrucción y aquí fiscal y defensa pueden preguntar libremente y ampliar su declaración. Estaba muy angustiada. Trabaja en casas de familiar y estar sospechada de un crimen de esta naturaleza es la amenaza de no tener nunca más trabajo”, explicó el letrado.

La importancia del testimonio del Torres es que a partir de sus dichos, la Justicia dio por acreditado en la instrucción que a las 9.50 -como quedó grabada en una cámara de seguridad de la cuadra-, Angeles llegó al edificio en el que vivía pero nunca entró al departamento de PB "A", donde la mucama estaba trabajando.

“La relación de Dominga con Jorge Mangeri era menos que mínima. Sólo de saludarse”; concluyó Llermanos.