Familiares de víctimas argentinas viajarán a Francia

Familiares de los tres argentinos muertos en el tragedia aérea del avión de la empresa Germanwings comenzaron este miércoles los trámites para viajar a Francia.
Jueves 26 de marzo de 2015
Los familiares de Gabriela Maumus, su novio Sebastián Grecco y el argentino nacionalizado paraguayo Juan Pomo, fueron recibidos este miércoles en la Cancillería para iniciar los trámites para repatriar los cuerpos.

Mientras esperan coordinar con la línea aérea poder viajar a Francia, los familiares de Gabriela y Sebastián comenzaron a recolectar objetos personales para cotejar el ADN con los cuerpos que se logren rescatar de la zona del accidente.

"No se sabe si van a poder recuperar los cuerpos, pero mi hermana fue al departamento que tenían los chicos en Belgrano para sacar sus objetos personales con los cuales poder reconocerlos a través del ADN", expresó Rodolfo Alvarez, tío de Gabriela.

"Nos llamaron de Lufthansa y nos daban un pasaje para estar mañana a las siete de la mañana en Barcelona pero era imposible que nos presentáramos porque vivimos en Buenos Aires, entonces dijeron que iban a ver como lo podían arreglar", comentó Alvarez.

"Van a viajar la madre de Gabriela y el hermano Mariano ya que dan solo dos pasajes y se van a quedar en un campamento que armaron para todas las víctimas", agregó Alvarez.

Por su parte, desde Cancillería lamentaron la tragedia que "enluta a familias argentinas, españolas, alemanas y de otras nacionalidades" y aseguraron que los consulados en España, Francia y Alemania realizan "todas las gestiones necesarias con relación a los ciudadanos argentinos".

En tanto, la canciller alemana Angela Merkel, el presidente de España Mariano Rajoy y el de Francia, Francois Hollande, recorrieron este miércoles la zona del accidente, en plenos alpes franceses, y allí se prometieron ayuda recíproca para esclarecer las causas de la tragedia.

Hollande se comprometió ante las máximas autoridades de los otros dos países a que se "esclarecerán totalmente" las causas de la tragedia.

Por otro lado, el presidente de la aerolínea alemana Lufthansa, Carsten Spohr, indicó en Fráncfort que el accidente del avión Airbus A320 de Germanwings "es inexplicable" y que el aparato estaba técnicamente en un estado "impecable", según informó la agencia EFE.

El avión salió el martes a la mañana del aeropuerto El Prat de Barcelona con destino a Dusseldorf, Alemania, con 144 pasajeros a bordo y seis tripulantes.

A las 10.45 (hora local), el Airbus A320 alcanzó la altura de vuelo regular de 38.000 pies y un minuto después comenzó a caer durante ocho minutos.

Según el servicio online Flightradar24, cayó con una velocidad de entre 3.000 y 4.000 pies, a unos 900 y 1.200 metros por minuto, comparable a un vuelo de aproximación.

A las 10.53 el avión perdió el contacto con la torre de control francesa, cuando se encontraba a una altura de 6.000 pies, unos 1.800 metros, y se estrelló a cien kilómetros al noroeste de Niza en plenos alpes franceses.

El presidente de la aerolínea de bajo costo Germanwings, Thomas Winkelmann, indicó que de los 150 pasajeros 72 eran de nacionalidad alemana y 35 españoles, aunque el Gobierno español asegura que eran 51 los españoles que estaban en el vuelo.

Entre los pasajeros había también un británico, un holandés, un colombiano, un mexicano, un japonés, un danés, un belga y un israelí.

Además, a bordo del avión siniestrado se encontraban también tres pasajeros argentinos, dos iraníes, dos venezolanos, tres estadounidenses y dos australianos, según Winkelmann.

El ministro de Transporte alemán, Alexander Dobrindt, pidió que cesen las especulaciones sobre las causas del accidente mientras que el ministro del Interior alemán, Thomas de Maizière aseguró que no hay indicios de que el accidente del avión de Germanwings en los Alpes franceses haya sido provocado por la actuación deliberada de terceros.

No obstante, el titular del BEA de Francia (organismo encargado de la investigación del siniestro) René Jouty destacó que "no hay que descartar ninguna hipótesis" al responder sobre un probable atentado.