Pascua: ¿Por qué se comen huevos de chocolate?

Viernes 3 de abril de 2015
En la actualidad los huevos de chocolate son un símbolo de la Pascua. Días antes de Semana Santa las vidrieras de las confiterías y las góndolas de los supermercados se llenan de huevos de Pascua. ¿De dónde viene esta tradición?

Existen varias explicaciones de por qué comemos huevos de chocolate como ritual de Pascua. Si bien no hay un argumento "oficial" se plantean varias respuestas sobre el motivo de esta comida.

Las razones más difundidas sobre el origen de los huevos como símbolo de la Pascua vienen de Europa, donde Semana Santa coincide con la primavera, la estación asociada al renacimiento y la fertilidad. En el hemisferio norte esta época del año coincide con la reproducción de las aves y el regreso de los animales que migraron por el frío. En la antigüedad, durante la primavera, la población europea buscaba huevos para alimentarse.

El huevo se asoció con la primavera y la Pascua. Con el paso de los años en algunos países los huevos de verdad se cambiaron por huevos hechos de azúcar y luego por huevos de chocolate.

Actualmente, los países donde se conserva la tradición de intercambiar huevos de chocolate son: Italia, Francia, Polonia, Alemania, República Checa, Eslovaquia, Estados Unidos, Argentina, Brasil, Uruguay, Perú, Chile y Paraguay.