Grave denuncia contra Microsoft por evasión impositiva

"La compañía realiza prácticas anticompetitivas", dijo la Unión Europea. También se vio envuelta en un caso de evasión tributaria en China. LOS REPRESENTANTES DE LA EMPRESA SON SATYA NADELLA (CEO) Y FABRICIA DEGIOVANNI (DIRECTORA EN ARGENTINA Y URUGUAY)
Viernes 10 de abril de 2015

LA ACUSACIÓN EN ESPAÑA

El año pasado la Asociación Española de Usuarios de Linux (Hispalinux) ya había presentado una acusación ante la Unión Europea por prácticas anticompetitivas, alegando que Windows 8 impide que los usuarios instalen sistemas operativos rivales en sus equipos.

La raíz del problema parece ser Secure Boot, la herramienta de carga del sistema operativo que agiliza y asegura el acceso al ordenador pero que al mismo tiempo obliga a cargar el equipo con Windows, haciendo imposible seleccionar entre distintos sistemas.

Esta aplicación se sustenta en la UEFI (Unified Extensible Firmware Interface), reemplazo de las tradicionales soluciones de arranque basadas en la propia BIOS, y que obliga a tener en el ordenador un determinado firmware para arrancar el equipo con seguridad, solo disponible en entornos Windows.

Hispalinux, que representa a cerca de 8.000 usuarios y desarrolladores de código abierto en España, ya ha aportado sus pruebas a la Comisión Europea, la cual está sopesando abrir una investigación a Microsoft por “obstrucción”, "competencia desleal" y "daño irreparable a la industria europea del software".

LA ACUSACIÓN EN CHINA

Un equipo de investigación designado por el gobierno chino interrogó al vicepresidente de Microsoft, David Chen. Estos miembros del equipo de la Administración Estatal para la Industria y el Comercio (SAIC) aseguraron a la compañía que tienen un margen de 20 días para explicar las supuestas actividades monopolísticas de las que han sido acusados.

El uso de Microsoft de códigos de verificación, utilizados por las compañías de software como un mecanismo para combatir la piratería, ha despertado las críticas de las empresas chinas ya que podrían haber violado la ley antimonopolio del país. Microsoft aseguró en un comunicado que facilitará esta investigación y responderá a cualquier pregunta.

Por otro lado, tiempo después, Microsoft alcanzó un acuerdo con las autoridades chinas para pagar una multa de CNY ¥840 millones (yuan) (unos USD $137 millones) por concepto de impuestos atrasados e intereses, informó la agencia oficial de noticias de China Xinhua.

El informe no trata por su nombre a Microsoft, sino que habla de una compañía envuelta en un caso de evasión tributaria, que se encuentra entre las 500 más grandes de Estados Unidos, cuya primera inicial es la letra 'M', y que abrió su subsidiaria en Pekín en el año 1995. Microsoft es la única empresa que cumple con esa descripción.

Según Xinhua, 'M' reportó pérdidas durante seis años en China por más de CNY ¥2.000 millones. Posteriormente reconoció ante las autoridades tributarias que era falso, por lo que fue acusada de evasión tributaria. Además de los USD$140 millones, Microsoft también deberá pagar CNY ¥100 millones (unos USD $16 millones) por concepto de impuestos cada año a partir de ahora.

Las denuncias por monopolio no son nada nuevo y la compañía fundada por Bill Gates las viene enfrentando desde su creación.

Los representantes de la empresa, Fabricia Degiovanni (directora en Argentina y Uruguay) y Satya Nadella (CEO), negaron las acusaciones como era de esperarse.