Senadores aprobó la estatización de los ferrocarriles

La Cámara alta convirtió en ley la iniciativa que declara de interés público nacional la reactivación de los ferrocarriles de pasajeros y carga y que crea la empresa estatal Ferrocarriles Argentinos.
Miércoles 15 de abril de 2015
El Senado de la Nación convirtió este miércoles en ley el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo para estatizar los trenes y crear la empresa pública Ferrocarriles Argentinos, con el objeto de reactivar el servicio de cargas y de pasajeros.

La iniciativa fue aprobada en general tras un debate que se prolongó a lo largo de cuatro horas por 53 votos a favor y dos votos en contra.

El proyecto del Ejecutivo que fue anunciado por la presidenta Cristina Kirchner el 1° de marzo pasado durante su discurso de apertura de sesiones ordinarias del Congreso, declara de "interés público nacional y como objetivo prioritario de la República Argentina la política de reactivación de los ferrocarriles de pasajeros y de cargas, la renovación y el mejoramiento de la infraestructura ferroviaria e incorporación de tecnologías y servicios que coadyuven a su modernización".

Con ese fin, se creará la empresa Ferrocarriles Argentinos Sociedad del Estado que absorberá y articulará a la Sociedad Operadora Ferroviaria (SOFSE), la Administración de Infraestructuras Ferroviarias (AIF) y la Sociedad Belgrano Cargas y Logística S.A. Esta nueva sociedad tendrá la potestad sobre todo el sistema tanto de cargas como de pasajeros, y recuperará la facultad para administrar la red de vías férreas.

Tal como sucedió en la Cámara de Diputados la semana pasada, la iniciativa tuvo en el Senado un amplio respaldo de casi todo el arco político. Los únicos dos senadores en votar en contra fueron Fernando “Pino” Solanas, quien había hecho de la recuperación de los ferrocarriles una de sus principales banderas políticas, y Norma Morandini (Frente Cívico Córdoba).

Solanas exigió auditar los bienes entregados a los concesionarios y reclamó que “lo primero es exigirle a los concesionarios la reposición de todos los bienes que se les entregaron para que mantuvieran el servicio en funcionamiento”. Asimismo, el legislador de Proyecto Sur criticó que no se declare a los ferrocarriles como “servicio público” y que “no haya organismos de control”, al considerar que “no basta con la Auditoría General de la Nación”.

El presidente de la Comisión de Infraestructura, Vivienda y Transporte del Senado, Adolfo Bermejo (FpV), fue el encargado de abrir el debate y destacó que la norma es “una reparación histórica”. Como miembro informante del oficialismo, Bermejo sostuvo que la iniciativa “profundiza la política de nacionalización” adoptada “con las AFJP, Aerolíneas Argentinas e YPF para el crecimiento y el desarrollo de todos los argentinos”.

Por su parte el jefe del bloque de senadores radicales, Gerardo Morales, justificó su respaldo al destacar que la iniciativa oficial “reafirma la idea de que el Estado reasume facultades”, pero recordó que detrás de la política de recuperación implementada en los últimos años por el gobierno nacional se esconde la tragedia de Once.