Mataron a la mano derecha de Saddam Hussein en Irak

Fue vicepresidente, heredó las riendas del partido Baaz y conducía un frente de resistencia aliado de ISIS y Al Qaeda. Una milicia proiraní se adjudica el ataque. Washington ofrecía u$s 10M por él.
Viernes 17 de abril de 2015
Fuentes de Medio Oriente informan la muerte de Izzat Ibrahim al-Douri, uno de los más influyentes integrantes del gabinete de Saddam Hussein, sobreviviente de la guerra de Irak y aliado -aunque con una relación cambiante- del Estado Islámico en el norte de Irak.

Las fuerzas rebeldes al mando de Al Douri tuvieron un papel destacado en la toma de Mosul durante junio de 2014, pero según algunos reportes se había distanciado de los fieles a ISIS y murió tras la recuperación de Tikrit por parte de fuerzas gubernamentales.

El gobierno anunció que había sido abatido y que están chequeando su ADN, pero también una milicia chiita de orientación proiraní, Asab Ahel al-Haq, se adjudica haberle dado muerte durante choques en las montañas de Hamrin, al este de Tikrit.

El gobernador de Saladino, Raed al Yaburi, explicó que Al Douri falleció en una operación al este de la ciudad de Tikrit y que han enviado su cadáver a Bagdad. Agregó que en los combates con el grupo armado de Al Douri participaron fuerzas de seguridad y milicianos progubernamentales.

Otros nueve integrantes del grupo, que se trasladaba en un convoy de tres vehículos cerca del campo petrolero de Alas, perecieron en la campaña.

El gobernador subrayó que hay que esperar las pruebas de ADN pero que por las fotografías de las que disponen, y que han sido difundidas también en internet, uno de los cadáveres es el de Al Duri.

Todos estos datos fueron también confirmados a Efe por una fuente de seguridad de alto rango de Saladino, provincia situada al norte de Bagdad.

Al Douri nació en la localidad de Al Dur, a 25 kilómetros al norte de Tikrit, en 1942 y ocupó el cargo de vicepresidente durante el mandato de Saddam, desalojado del poder tras la invasión estadounidense en Irak en 2003.

Durante su carrera política fue también ministro de Interior y de Agricultura.

Desde 2003 se encontraba en paradero desconocido y lideraba la resistencia contra las fuerzas ocupantes, denominada el Ejército de los Hombres de la Cofradía Naqsabandiya.

Washington había ofrecido diez millones de dólares de recompensa a quien aportara informaciones que llevaran a su detención o muerte.

Hace dos semanas, Al Douri pidió en un discurso a los líderes árabes actuar para frenar la amenaza yihadista, la expansión chií y "la dominación imperialista-sionista", aunque en un principio había dado su apoyo a los grupos terroristas Estado islámico (ISIS por sus siglas en inglés) y Al Qaeda.

En junio de 2014, el Ejército iraquí mató a su hijo, Ahmed Ezat al Duri, durante un bombardeo contra una reunión de supuestos terroristas en Tikrit.

Tikrit, cuna de Saddam Hussein, fue recuperada por las tropas iraquíes tras una larga ofensiva el pasado 31 de marzo, abriendo el camino a la liberación del norte de Irak de manos del EI.