Nuevo incendio del taller clandestino de Terrada y Páez

Jueves 7 de mayo de 2015
El taller clandestino del barrio porteño de Flores donde hace 10 días murieron dos nenes en un incendio, volvió hoy a prenderse fuego a pesar de que el lugar se encontraba clausurado y custodiado por personal policial.

El incendio se inició alrededor del mediodía en la vivienda ubicada en casa de Terrada y Páez, en el barrio de Flores.

Tres dotaciones de bomberos acudieron al lugar y controlaron el fuego, mientras no fueron reportadas víctimas por el incendio.

También asistieron efectivos de la Policía Federal, personal de Defensa Civil y del SAME.

El legislador porteño de Bien Común y presidente de la Fundación "La Alameda", Gustavo Vera, aseguró este jueves que el incendio fue "intencional".

"Este fue un hecho mafioso para borrar pruebas. Es obvio que es intencional", indicó.

Vera mencionó que "la semana pasada los dueños de los talleres quisieron sacar pertenencias de las personas que trabajaban ahí".

"En realidad querían sacar etiquetas y remitos de la empresa para borrar pruebas que los comprometen", afirmó.

En la misma línea se manifestó Omar Ruiz, vecino y miembro de la fundación que preside Vera, al señalar: "El lugar estaba cerrado y custodiado por la policía. Habían quedado las pruebas y vino la división de Bomberos".

"No me extrañaría que lo hayan prendido fuego adrede", dijo el vecino.

El lugar se encontraba clausurado y tenía una custodia policial en la puerta, por disposición de la justicia.

El pasado 27 de febrero, dos chicos de siete y diez años años murieron como consecuencia del incendio de este taller textil clandestino montado en una casa del barrio porteño de Flores.

En el siniestro también debieron ser hospitalizados un hombre de 45 años y una mujer de 37 que sufrieron asfixia por aspiración de humo.

El lugar ya habían sido denunciados por La Alameda el 24 de septiembre de 2014 ante la Procuraduría de Trata y Explotación de Personas (PROTEX).