Para el Gobierno, el martes habrá un "paro político"

El ministro Randazzo criticó la medida y dijo que no tiene “fundamentos”. Los grupos que organizaron el paro aseguran que "no hay ningún tipo de posibilidades" de levantar la huelga.
Lunes 8 de junio de 2015

El ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, caracterizó la medida de fuerza como “política” y “sin fundamentos” y señaló que "muestran enorme desprecio por los trabajadores”.

Por su parte, los gremios advirtieron que "no hay ningún tipo de posibilidades" de levantar el paro y pronosticaron que la medida contará con una "fuerte adhesión".

El jefe de la CGT Azul y Blanca, Luis Barrionuevo, y el titular de la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte, Juan Carlos Schmid, coincidieron en rechazar las afirmaciones de funcionarios del gobierno que relacionaron la medida con procesos "electorales".

Además, respondió a los funcionarios que vincularon la protesta con procesos electorales, al señalar que el paro responde a una medida "netamente reclamativa" porque el Ejecutivo "no ha dado respuesta a absolutamente nada de lo que hemos planteado".

En tanto, el ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, insistió con descalificar la huelga al sostener que se trata de "un paro político" y señaló que así los sindicalistas "muestran enorme desprecio por los trabajadores”.

"Los trabajadores se van a ver imposibilitados de ir a trabajar por el paro convocado por gremios que han sido privilegiados por este gobierno con políticas de transporte inclusivas", advirtió el funcionario.

Randazzo, también precandidato presidencial del oficialismo, sostuvo que “con este paro está claro que algunos dirigentes sindicales muestran un enorme desprecio por los trabajadores que dicen representar”.