Acusado de traficar cocaína, "testaferro de Grondona"

Patricio Gorosito, imputado por la causa 'Carbón Blanco', afirmó que era “testaferro y amigo personal del ex presidente de AFA”. "Yo puse la cabeza por Grondona”, dijo.
Jueves 11 de junio de 2015
Patricio Gorosito, uno de los cinco imputados en la causa por el contrabando de más de mil kilos de cocaína a Europa conocida como Carbón Blanco, aseguró haber sido testaferro del ex presidente de AFA, Julio Humberto Grondona.

Terminó la primera jornada del juicio oral, en la que el empresario futbolístico santafecino caído en desgracia y los otros cuatro acusados, entre ellos, el abogado Carlos Salvatore, se abstuvieron de declarar. Pero en su breve paso por el estrado, Gorosito dejó flotando una insinuación sobre su relación con Grondona, quien falleció el 30 de julio del año pasado.

"¿Antes de quedar detenido a qué se dedicaba?", le preguntó el presidente del tribunal oral federal, Rubén Quiñones, en el prólogo de su declaración. El hombre obeso y calvo, al que le cuesta moverse y que cayó preso en Barcelona en marzo de 2012, contestó: "Trabajé para el señor Julio Grondona. Llevaba jugadores a Arsenal".

Gorosito admitió que era "testaferro" y "amigo personal" del ex presidente de la AFA. "El club Real Arroyo Seco era de él. Era de Julio Grondona. Cuando se lo vendí a Rosario Central la plata se la llevó él y yo me quedé con algo", reveló este hombre de 67 años que fue procesado el 28 de julio de 2013.

Hasta ahora se conocía que mantenía una "amistad" con el ex vicepresidente de la FIFA, aunque había sospechas de una relación más "fluida". Y que el negocio del fútbol habría sido uno de los canales por donde la plata del narcotráfico circuló para "limpiarse".

"Yo puse la cabeza por Grondona. Él hizo el estadio en Arroyo Seco, donde iba siempre. Estuvo una vez con Joan Laporta", entonces presidente del Barcelona. Cuando pasaba el tren me tenía que subir. ¿Qué querés que haga?", afirmó Gorosito, quien admitió haber llegado a manejar "108 jugadores", entre ellos, según él, al uruguayo Víctor Piris Alves y Germán Denis, actualmente en Italia. "Hay un montón más. Otro día lo cuento", promete.