Indignación: Italia y Croacia jugaron con una esvástica pintada en la cancha

En un partido correspondiente al de las eliminatorias para la Eurocopa 2016, el césped del estadio Poljud de Split mostró una sugerente cruz que rápidamente fue repudiada en las redes sociales.
Sábado 13 de junio de 2015
El partido en que el que disputaban la cima del Grupo H de las eliminatorias para el Eurocopa 2016 quedó en segundo plano, luego de que la transmisión del encuentro se detectara una esvástica en el campo de juego, símbolo del Partido Nacional Socialista Alemán de los Trabajadores de Adolf Hitler y del nazismo.

Los seguidores detectaron la cruz rápidamente y comenzaron a compartir la imagen en las redes sociales. El repudio de los usuarios no tardó en llegar: pidieron una rápida explicación de la Federación croata.

A pesar de este incidente, el juego se desarrolló sin complicaciones en el estadio Poljud de Split. Croacia abrió el marcador con un gol de Mario Mandzukic y luego Italia igualó con un penal de Antonio Candreva para sellar el definitivo 1 a 1.