Las bajas temperaturas registradas durante la última semana trajeron aparejados cortes en el suministro eléctrico en diferentes barrios de la Ciudad y el conurbano.

Los usuarios manifiestan su descontento en las redes sociales. Los barrios más afectados son Boedo, Villa Devoto, Villa Luro, Flores, Floresta, Caballito y Barracas. En varios partidos bonaerenses se registraron problemas similares.

Desde el Gobierno aseguraron que "el país tiene capacidad de producción y de transporte, el problema es la distribución". Por su parte, las empresas aseguran que se trata de episodios aislados.

"Hay muchas construcciones que dejaron el gas y pasaron a la luz. Los equipos de aire acondicionado funcionan en calor y en épocas de frío el sistema no resiste. Esto sucede por la falta de obras", explicó Fernando Blanco Muiños, presidente de la Unión de Consumidores.

Los usuarios afectados deben llamar a las distribuidoras y exigir un número de reclamo. Si los inconvenientes continúan, deben dirigir sus quejas al Ente Nacional Regulador de la Electricidad. Hay antecedentes donde el Estado impuso sanciones y obligó a las empresas a indemnizar a los damnificados.