“Intifada” en Israel: Netanyahu convoca a reunión urgente

Ocurre después de que una nueva ola de ataques de palestinos con armas punzocortantes contra civiles israelíes, y enfrentamientos entre árabes y las fuerzas de seguridad hebreas en Gaza.
Martes 13 de octubre de 2015
El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu sostiene una reunión de emergencia con su gabinete de seguridad, ante la escalada de violencia desatada hoy en esta ciudad, Tel Aviv y Ra’anana, que deja ya tres muertos y cerca de 30 lesionados.

La reunión comenzó alrededor de las 15:00 horas locales (11:00 GMT) después de que esta mañana una nueva ola de ataques de palestinos con armas punzocortantes contra civiles israelíes, y enfrentamientos entre árabes y las fuerzas de seguridad hebreas en Gaza.

La oficina del jefe de gobierno informó que la reunión fue convocada por Netanyahu para examinar las acciones a seguir ante los crecientes ataques de este martes, denominados como 'Jornada de la ira', según un reporte de la edición electrónica del periódico The Jewish Press.

Tres personas murieron y al menos 27 más resultaron heridas en cinco diferentes ataques de palestinos, registrados luego de que el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamas) convocó a la Jornada de la ira, en venganza a la represión de las fuerzas de seguridad israelíes.

En una declaración, el grupo islamista exhortó a continuar los ataques con armas blancas contra los israelíes en la ocupada Cisjordania, la Franja de Gaza y Jerusalén oriental, ante lo que Hamas llamó el silencio del mundo por la continúa y creciente represión israelí.

'La Intifada es la respuesta natural al silencio del mundo", destacó la declaración publicada en internet y en la que se elogia a los palestinos que han perdido la vida a manos de la Policía israelí al participar en la ola de ataques, que comienza a llamarse la 'Intifada de los cuchillos'.

En el último ataque de este martes, la Policía informó que un presunto terrorista se abalanzó con un arma blanca a una persona en Kiryat Ata, una ciudad del norte cerca de Haifa, provocándole leves heridas, antes de ser sometido.

En una declaración, el cuerpo de seguridad destacó que tanto el atacante como la víctima son judíos, por lo que no queda claro si el apuñalamiento fue un incidente criminal o un acto más de la violencia nacionalista, por lo que se está investigando. La Policía sospecha que el atacante quería apuñalar a un árabe, pero confundió la nacionalidad de la víctima, según un reporte del sitio Yetnews.com, que actualiza la información de los ataques.

Otras dos personas resultaron gravemente heridas y dos más con lesiones leves por dos atacantes a bordo de un autobús, uno armado con un arma de fuego y otro con un cuchillo en la calle de Olei HaGardom en Talpiot Este, un barrio también conocido como Armon HaNetziv.

De acuerdo con los testigos, los agresores amenazaron de muerte a los pasajeros mientras el autobús se mantenía movimiento, matando a un hombre de unos 60 años e hiriendo a otras 10 personas más, entre ellas un hombre de 40 años, quien murió cuando era atendido en un hospital.