"Estuve 75 días en el infierno", aseguró el Pai César Sánchez

La justicia lo sobreseyó en la causa que se investiga la muerte de la joven Melina Romero. "Me liberé de una pesadilla", dijo.
Viernes 20 de noviembre de 2015

Luego de ser sobreseído por la justicia en causa que se investiga el crimen de Melina Romero, el Pai César Sánchez se mostró "muy emocionado" por su nueva situación judicial.

"Me liberé de una pesadilla. Estoy muy nervioso, alegre y feliz", explicó y aseguró: "pasé 75 días en el infierno".

El Pai César contó que una de las pruebas que lo beneficiaron para probar su inocencia, fue la foto que circuló en los medios de comunicación sobre una cena que tuvo con su familia el día que Melina desapareció.



Melina (17) fue vista con vida por última vez el 24 de agosto de 2014, cuando salió del boliche “Chankanab” de San Martín, adonde había ido a festejar su cumpleaños.

La Policía inició su búsqueda hasta que el 23 de septiembre fue hallada asesinada a orillas del arroyo Morón, a pocos metros del predio de la Ceamse, de José León Suárez.

Los primeros resultados de la autopsia establecieron que Melina había fallecido por “sofocamiento” entre 20 y 25 días antes de ser encontrado su cadáver, pero hasta hoy la mecánica de la muerte no pudo ser determinada.

En base a la declaración de una testigo clave, los investigadores sospechan que Melina fue llevada a una casa de Pablo Podestá, partido de Tres de Febrero, donde se realizó una fiesta de sexo, drogas y alcohol y luego la mataron a golpes y arrojaron dentro de una bolsa en el mencionado arroyo.