Santiago del Estero: secuestran dos toneladas de meteoritos

Un matrimonio de Quimilí vendía ilegalmente meteoritos que habría extraído de tierras santiagueñas, donde tienen un campo.
Miércoles 25 de noviembre de 2015
Efectivos de Prefectura Naval Argentina secuestraron en las últimas horas más de dos toneladas y media de meteoritos que una familia escondía enterrados en su vivienda de la ciudad de Quimilí, en Santiago del Estero.

La investigación se inició hace varios meses y determinaron que supuestamente un matrimonio de la ciudad de Quimilí, departamento Mariano Moreno, se dedicaba a comercializar ilegalmente meteoritos que habrían sido extraídos de tierras santiagueñas, donde los sospechosos tienen un importante campo de cientos de hectáreas.

Con las pruebas reunidas durante una ardua investigación por tráfico de cuerpos celestes que pertenecen al Estado, el juez Federal de Santiago del Estero, Guillermo Molinari, ordenó el allanamiento de la propiedad.

El martes, alrededor de las 17.30, personal de Prefectura Naval Argentina, con asiento en Las Termas de Río Hondo, se presentó con el oficio judicial en una finca de Sarmiento, entre Mitre y Almirante Brown, del barrio Belgrano de Quimilí, una población rural ubicada a 200 kilómetros al noroeste de la capital santiagueña, cercano al punto limítrofe con la provincia del Chaco.

El procedimiento de la fuerza de seguridad nacional, que desplegó una importante cantidad de hombres y vehículos, generó conmoción, especialmente porque la propiedad pertenece a Milo Prieto, quien explota un extenso campo, y a su esposa Vilma Torres, una comerciante de 52 años que se dedica a la venta de muebles de hogar en Quimilí y una céntrica sucursal en la capital provincial, además de tareas agrícolas y ganaderas.

Los efectivos iniciaron excavaciones y encontraron bolsas que contenían meteoritos de distinto tamaño y peso "sembradas" en el predio.

El trabajo en distintas partes de la casa fue arduo durante varias horas hasta que lograron totalizar 80 bolsas con cuerpos celestes con un peso total de 2.500 kilogramos.

Según medios santiagueños, allegados al procedimiento dijeron que las bolsas fueron encontradas enterradas a pocos centímetros.

Debido a la cantidad de meteoritos, la Municipalidad cedió varias máquinas que posibilitaron cargarlos en camiones, para luego conducirlos a una base de Prefectura que funcionaría en Las Termas de Río Hondo.

Siempre en función del proceso, se supo que muy a pesar de que se desconocía el origen de los meteoritos, se presume que pertenecen a las provincias de Santiago del Estero y el Chaco y se sospecha que iban a ser vendidos en países de Europa.

"Tiene un valor de varios millones de dólares", afirmó una fuente de Prefectura que trabajó en el lugar.

En este sentido, señaló que el cuerpo celeste podría ser comercializado en Europea a más de 2.000 dólares el gramo.

"Tiene mucho valor entre los coleccionistas", afirmó.

El matrimonio dueño de la casa, que está custodiada, quedó a disposición del magistrado federal interviniente.

La ley provincial Nº 6.828 declara de dominio público todo cuerpo natural proveniente del espacio que se encuentre en territorio santiagueño.

Así como en la Argentina está prohibida la compra o venta de meteoritos, en los Estados Unidos es legal su comercialización.