Ritondo: "Narcos pudieron haber financiado la fuga"

El ministro de Seguridad bonaerense adelantó que con los allanamientos “se están encontrando algunos resultados”. Anoche se secuestró una camioneta muy similar a la filmada en la fuga.
Lunes 28 de diciembre de 2015
El ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, no descartó que el dinero del narcotráfico pueda haber “facilitado la fuga" de los hermanos Cristian Daniel (43) y Martín Eduardo Lanatta (42) y Víctor Schillaci (35).

Los tres condenados por el triple crimen de Sebastián Forza (34), Damián Ferrón (37) y Leopoldo Bina (35), acribillados a balazos en agosto de 2008, se fugaron ayer a la madrugada del penal de máxima seguridad de General Alvear.

"Con los allanamientos, se están encontrando algunos resultados. Seguimos trabajando fuertemente a partir del trabajo que se hace con las líneas telefónicas", dijo Ritondo, quien reconoció que la fuga "fue una sorpresa, digno de una película".

"Hay que trabajar día y noche para que vuelvan a estar presos", explicó Ritondo tras lo cual agregó que "en los allanamientos realizados anoche se pudo secuestrar una camioneta muy similar a la filmada en la fuga en la zona de Berazategui y se detuvo por resistencia a un familiar de uno de los prófugos porque se resistió al secuestro de ese vehículo".

El ministro de Seguridad bonaerense dijo que se está "trabajando codo a codo con el fiscal" descentralizado de General Alvear, Cristian Citterio, y que "todas las hipótesis que uno se pueda plantear, están en línea de investigación".

"Fue una sorpresa, digno de una película, donde tres presos condenados a cadena perpetua se escapan de una cárcel de máxima seguridad, donde sus autoridades no habían tomado los resguardos solicitados por la Justicia, donde estaban aislados del restos de la población carcelaria".

"En una cárcel de máxima seguridad, es difícil que los presos se escapen. Ante la menor duda, la Gobernadora María Eugenia Vidal resolvió modificar toda la cúpula del servicio penitenciario bonaerense y la de ese servicio penitenciario en especial", dijo.

Por otro lado, el funcionario aseguró que "hay que trabajar" para que los hermanos Lanatta y Víctor Schillaci "vuelvan a estar donde la Justicia los mandó".

"No quiero para mí, ni para mis hijos, ni para los argentinos, vivir en un sistema tan mafioso. Eso pertenece a una cuadro de pensamiento que el 10 de diciembre se terminó en la Argentina", dijo Ritondo.