Tormenta de nieve paralizó EE.UU: 19 muertos

Todas las víctimas fatales sufrieron accidentes automovilísticos relacionados con el clima. Los puentes y túneles de Nueva York están cerrados. No hay vuelos ni rutas abiertas.
Domingo 24 de enero de 2016
Una enorme tormenta de nieve que ha paralizado a gran parte de la Costa Este de Estados Unidos se intensificó el sábado durante su paso por Nueva York, lo que obligó a las autoridades a cerrar todos los puentes y túneles que llevan a la ciudad más grande del país y a prohibir el tránsito por las carreteras de la zona.

Al menos 19 personas han muerto en accidentes automovilísticos relacionados con el clima en Arkansas, Carolina del Norte, Kentucky, Ohio, Tennessee y Virginia, y otra falleció de un ataque al corazón mientras removía nieve con una pala en Maryland.

Después de cubrir los suburbios de Washington, D.C., con 60 centímetros de nieve durante la noche, la tormenta se fortaleció inesperadamente mientras avanzaba hacia el norte sobre el área metropolitana de Nueva York, hogar de unos 20 millones de personas.

En la tarde del sábado, meteorólogos dijeron que la tormenta podría arrojar hasta 76 centímetros de nieve en Nueva York y Nueva Jersey. La nevada se reanudaba en la capital del país luego de una pausa a media tarde.

Como consecuencia, el gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, declaró estado de emergencia, al igual que otros 10 gobernadores estatales. También anunció una prohibición para circular por todos los caminos del área de la ciudad de Nueva York y Long Island a partir de las 1930 GMT. Todos los puentes y túneles hacia la ciudad también serán cerrados, agregó.

Los autobuses en Nueva York operados por la Autoridad de Transporte Metropolitano suspendieron el servicio desde el mediodía. Los puentes y túneles hacia la ciudad cerrarán desde el sábado por la tarde debido a las condiciones climáticas, dijo Cuomo.

Más de 4.300 vuelos fueron cancelados, incluidos virtualmente todos los viajes hacia los aeropuertos de Nueva York, según el sitio FlightAware.com y funcionarios del transporte.

Fuertes vientos azotaban toda la Costa Este, desde Carolina del Norte a Nueva York, alcanzando los 112 kilómetros por hora en Virginia en la noche del viernes y aumentaron el nivel del mar provocando algunas inundaciones en el litoral, dijo Greg Gallina, del Servicio Nacional de Meteorología.

Oleajes de 2,7 metros se registraron a las 07.51 hora local del sábado en una localidad costera de Nueva Jersey, un poco mayor que la causada por el súper huracán Sandy en el 2012. En Lewes, una ciudad de Delaware, se registraron olas de 2,82 metros, mayor que el récord de 2,8 metros de marzo de 1962.