YPF apelará y no entregará el contrato firmado con Chevron

El directorio votó por unanimidad seguir la batalla judicial para no difundir detalles del acuerdo, pese a la orden de la Justicia y el plazo de cinco días que le había dado una magistrada para que entregara el contrato completo.
Miércoles 16 de marzo de 2016
La petrolera de mayoría accionaria estatal YPF decidió apelar la resolución del Juzgado Contencioso Administrativo Federal 7 por la cual "se dispuso la entrega, sin más, del contrato con Chevron", informó hoy la compañía.

A través de un comunicado, YPF señaló que "la resolución del juzgado no tuvo en cuenta el pedido de audiencia que efectuó YPF y no estableció recaudos que impidan la divulgación a terceras partes ajenas al proceso (empresas competidoras y otros actores) de información con claro valor geológico, comercial, técnico e industrial".

"La ausencia de dichos recaudos, previstos en el régimen de Acceso a la Información Pública, coloca a YPF en una situación de desventaja competitiva con consecuencias adversas para el desarrollo de Loma Campana y futuros proyectos de la compañía", se puntualizó.

La semana pasada el Juzgado referido emplazó a YPF a dar a conocer el texto completo del contrato en un plazo de cinco días.

Hoy la empresa adoptó la decisión de recurrir el fallo judicial "previo análisis y decisión por parte de su nuevo Directorio y en salvaguarda del interés público y el de sus accionistas (públicos y privados)".

La compañía ratificó que "la celebración de dicho acuerdo tomó estado público mediante la comunicación efectuada por la propia YPF a la Comisión Nacional de Valores el 16 de julio de 2013 de acuerdo a la legislación vigente, dada su condición de sociedad sujeta al régimen de oferta pública".

Además se consigna que YPF "realizó todas las comunicaciones necesarias a la Securities Exchange Commission de los Estados Unidos".

Dicho contrato y forma societaria adoptada, indicó la compañía, "cumple con todas las normas legales aplicables y en ningún caso se han utilizado sociedades constituidas en paraísos fiscales de acuerdo con lo dispuesto por la normativa de la República Argentina".

Asimismo, se indicó que "la estructura contractual y societaria utilizada para la canalización de la inversión de Chevron bajo este contrato tuvo como objetivo garantizar que los fondos provenientes del exterior ingresen al mercado argentino para ser aplicados en su totalidad al proyecto de inversión en el país".

El comunicado puntualiza que "YPF cumple sistemáticamente con la remisión de información a las distintas autoridades de aplicación a nivel nacional y provincial que regulan y supervisan su actividad".

La principal petrolera del país remarcó que "YPF demostró en reiteradas oportunidades su buena predisposición y transparencia para ampliar el conocimiento que se tiene sobre este acuerdo", y señaló que "incluso generó instancias de audiencia con los interesados para que puedan conocer el alcance y las características del contrato".

YPF puntualizó que "por esta razón, entiende y lamenta que podría haber una voluntad de utilizar este contrato con fines políticos, sin importar los daños que se generarían por dicha situación a la empresa y a futuros proyectos de inversión de petróleo y gas en el país".

La petrolera refirió que "la inversión de Chevron en el proyecto es totalmente a su costo y riesgo y solo se repaga con la producción generada por el proyecto, no existiendo garantías de precio o rentabilidad".

El comunicado puntualiza además que "YPF no otorgó ninguna adjudicación directa a Chevron, simplemente celebró un contrato de asociación para la explotación conjunta de hidrocarburos, lo cual es una modalidad habitual para cualquier compañía petrolera nacional e internacional".

Asimismo, YPF consideró necesario aclarar que "a la fecha, Chevron lleva invertido en el proyecto Loma Campana más de 2.500 millones de dólares provenientes del exterior y liquidados a través del Mercado Único y Libre de Cambios del país".