Obama en Argentina: a máxima seguridad

Más de 3000 miembros de diferentes fuerzas de seguridad de nuestro país. Otros 300 agentes del servicio secreto presidencial de la Casa Blanca. Más aviones, helicópteros y "La bestia".
Martes 22 de marzo de 2016

Entre las fuerzas de seguridad argentinas y los agentes federales norteamericanos habrá alrededor de 3000 hombres destinados al operativo.

Son 300 los agentes del servicio secreto presidencial de la Casa Blanca que llegaron a la Argentina semanas antes de la visita oficial.

También participan los grupos especiales del United States Marine Corps, más conocidos como "marines".

En lo que los especialistas denominan el "primer anillo de seguridad" de Obama trabajan el Servicio Secreto y los "marines".

En el perímetro más alejado lo vigila la Policía Federal Argentina con el Grupo Especial de Operaciones Federales (GEOF) y con los otros Grupos Especiales (GE).

De los cortes y desvíos del tránsito se ocupará la Policía Metropolitana, la Policía Federal porteña y agentes de tránsito de la Ciudad.

EL EQUIPO DE EE.UU.

Los norteamericanos trajeron un helicóptero Marine One y seis helicópteros de Defensa Black Hawk H-60. Algunas de estas aeronaves pudieron verse sobrevolando la ciudad en los días previos a la llegada de Obama.

Todos los traslados de Obama se realizan a bordo del Cadillac One, también conocido como "La bestia". Su estructura blindada -con puertas de aleación de acero y titanio de 20 cm de espesor- es capaz de resistir el ataque de francotiradores y hasta el impacto de un misil. Está cerrado herméticamente para evitar ataques con armas químicas y cuenta con armas de defensa y, obviamente, con un experimentado chofer del Servicio Secreto.

"La bestia" es acompañada de un gemelo y cuando viajan fuera de Washington lo hacen dentro de la cabina adaptada de un avión de transporte Boeing C-17 Globemaster III, de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos.

En los últimos días llegaron, al menos, dos aviones Boeing C-17 Globemaster III, de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos a la Base Aérea de Morón y al Aeropuerto Internacional Teniente Luis Candelaria, en San Carlos de Bariloche.

Desde Buenos Aires hasta Bariloche, la Fuerza Aérea Argentina se encargará de la seguridad del espacio aéreo

En tanto, desde anoche y hasta las 0 horas del jueves, estarán cerradas las siguientes estaciones de Subte: Línea A: Perú, Plaza de Mayo y Piedras; Línea B: Leandro N. Alem y Carlos Pellegrini; Línea D: Catedral y 9 de Julio; Línea E: Bolívar y San José.

En Alerta: ayer, tras los atentados en Bruselas, se impartió un "mayor nivel de alerta" y "medidas de seguridad adicionales" ante la llegada del mandatario norteamericano.


Todos los traslados de Obama se realizan a bordo del Cadillac One, también conocido como "La bestia". Su estructura blindada -con puertas de aleación de acero y titanio de 20 cm de espesor- es capaz de resistir el ataque de francotiradores y hasta el impacto de un misil. Está cerrado herméticamente para evitar ataques con armas químicas y cuenta con armas de defensa y, obviamente, con un experimentado chofer del Servicio Secreto.

SEGURIDAD EN BARILOCHE

En Bariloche se sumarán al operativo efectivos de la policía rionegrina, de la Gendarmería Nacional, de la Prefectura Naval y de la Policía de Seguridad Aeroportuaria.

La ciudad será dividida en "tres anillos" de seguridad distribuidos geográficamente desde el aeropuerto hasta el extremo, en Llao Llao y Circuito Chico.

La Policía de Río Negro y Gendarmería trabajarán en el operativo de tránsito en el tercer anillo de seguridad, mientras que el personal especializado de la Casa Blanca se encargará de la seguridad en los primeros dos anillos.

Por su parte, Prefectura Naval Argentina controlará el tránsito marítimo y la Policía de Seguridad Aeroportuaria estará al frente del control en el aeropuerto de Bariloche y en el helipuerto del hotel Llao Llao.