Macri pide medidas en el fútbol: "Así no podemos seguir"

El presidente insistió en la necesidad de que los clubes puedan ser gerenciados por Sociedades Anónimas y, además, "terminar con los barras en las canchas".
Viernes 25 de marzo de 2016
El presidente Mauricio Macri insistió en la necesidad de que los clubes puedan ser gerenciados por Sociedades Anónimas y, además, "terminar con los barras en las canchas", ya que, según aseguró, "el fútbol así no puede seguir".

"El fútbol tiene que ir a una fuerte reforma. Así como tienen responsabilidad los que administran una ciudad o una provincia, la tiene que tener quien administra un club. Si el club se funde o desaparece, para el hincha, en su persona el fútbol muere para él. Los dirigentes tienen que hacer autocrítica e ir a una reforma", dijo el mandatario, ex titular de Boca Juniors.

Macri planteó que "el fútbol expresa siempre lo que pasa en cada sociedad. Cuando uno ve el futbol en distintos paises se ve algo bien organizado, dinámico, que crece" y reclamó que "si el mundo aceptó la figura de las SA, el fútbol argentino las tiene que aceptar".

El presidente explicó que en algunos países los clubes se vieron obligados a convertirse en Sociedades Anóminas y en otros fue voluntario, y dejó en claro que adhiere a esa segunda posibilidad.

Macri deslizó una crítica a los anteriores gobiernos al sostener que "el fútbol argentino acompañó el desorden imperante en el resto del país, y ahora estamos intentando volver todos al siglo XXI, vincularnos y organizarnos".

Para el mandatario el Estado también debe hacer su parte y por eso remarcó la necesidad de "sacar la violencia de las canchas" terminando con las barras bravas.

"El Estado tiene que hacer su parte, que es sacar la violencia de las canchas. De eso se está encargando la ministra (de Seguridad, Patricia) Bullrich, para terminar con los barras en las canchas y que todos los que vayan sean respetuosos de los demás", sostuvo Macri.

Agregó "que nadie más piense que es un lugar de poder donde crean que pueden abusar, desde el trapito, la violencia o el arrebato. Estamos empeñados en hacerlo. Estamos trabajando, va a llevar un tiempo pero ya empezamos", concluyó.