Lázaro Báez: marcha atrás en su declaración

El detenido empresario kirchnerista dio una nueva declaración ante el juez Torres y dijo ahora que ciertas acusaciones fueron "un exabrupto" porque estaba "enojado".
Jueves 7 de abril de 2016

El detenido empresario kirchnerista Lázaro Báez aseguró hoy que se trató de "un exabrupto" cuando afirmó que el ex titular de la AFIP Ricardo Echegaray no podía "explicar su enriquecimiento".

Báez realizó esta aclaración al comparecer como testigo ante el juez federal Sergio Torres, en una causa en la que se investiga el patrimonio de Echegaray, ahora titular de la Auditoría General de la Nación.

"Fue un exabrupto" lanzado cuando "estaba enojado" con el funcionario, expresó Báez ante el juez Torres, dijeron fuentes judiciales este mediodía.