EE.UU. le avisó a Cristina que Báez fugaba capitales

Fariña le aseguró al juez Casanello que a principios de la segunda presidencia "la Embajada norteamericana" le avisó extraoficialmente que Báez realizaba grandes movimientos de dinero.
Domingo 10 de abril de 2016
En su declaración ante el juez Sebastián Casanello, el valijero Leonardo Fariña afirmó que aproximadamente a principios de la segunda presidencia de Cristina Kirchner, “la Embajada de EE.UU. avisó extraoficialmente que Báez estaba fugando millones de dólares al exterior”.

La noticia habría enojado a Cristina, quien convocó a Báez a una reunión de urgencia para quejarse amargamente y anunciarle que le iba a reducir la entrega de contratos de obra pública.

Tras esa reunión, el dueño de Austral Construcciones le habría pedido a Fariña que sea más discreto.

Siempre de acuerdo a los dichos de Fariña y por pruebas que constan en la causa, después de la muerte de Néstor Kirchner el 27 de octubre del 2010, “Báez consideró que toda la plata que había acumulado con la obra pública gracias a Néstor ahora le pertenecía y decidió sacarla al exterior”.