Secuestran vehículos de lujo en propiedades de Báez

Marijuán sostuvo que los procedimientos realizados hasta el momento fueron "exitosos" y dijo "estar sorprendido porque descubrieron que los acusados tenían más propiedades de las esperadas".
Miércoles 27 de abril de 2016
La Justicia Federal secuestó anoche automóviles de lujo pertenecientes al empresario kirchnerista Lázaro Báez, tras una serie de allanamientos que encabezó el fiscal Guillermo Marijuán junto a fuerzas federales, por orden del juez Sebastián Casanello.

Los procedimientos se llevaron a cabo en el marco de la investigación conocida como la "ruta del dinero K", y se iniciaron poco después de las 15 en las oficinas contables vinculadas a las empresas de Báez, en calle Alfonsín 141.

Allí, personal de Gendarmería Nacional y Policía Federal allanó y clausuró preventivamente el estudio del contador César Andrés, quien afirmó a los periodistas que "cumplí una orden judicial. Mañana seguirán los operativos".

Al mismo tiempo, efectivos de Prefectura Naval Argentina se apostaron frente a un galpón ubicado en la calle Güer Aike al 100, donde Báez guarda una flota de vehículos, algunos de alta gama y de colección, entre ellos un Dodge Polara cupé, varios Porches y un Audi.

La Justicia determinó que fueran secuestrados dentro de la causa para ser valuados y "recuperar activos", según declaró Casanello.

En tanto, Marijuán, quien había llegado a esta ciudad en horas de la mañana, abordó a las 15.50 un helicóptero de Prefectura Naval para dirigirse a la estancia Cruz Aike propiedad de Báez, ubicada a unos 80 kilómetros de El Calafate.

El fiscal regresó de la estancia a las 20.30 y presume la existencia de "tierra removida", en la que mañana trabajarán los peritos y las fuerzas de seguridad con una retroexcavadora.

En un breve contacto con la prensa, Marijuán sostuvo que los procedimientos realizados hasta el momento fueron "exitosos" y dijo "estar sorprendido porque descubrieron que los acusados tenían más propiedades de las esperadas".

El funcionario judicial aseguró que "era inexacto que todas estas diligencias fueran sólo para buscar dinero en efectivo. También tiene que ver con la determinación de los bienes en poder de los imputados", explicó y dijo que se deben secuestrar los "bienes suntuosos".

"Vinimos a allanar 40 inmuebles y nos encontramos que hay muchos más. Se trata de propiedades vinculadas a empresas de algunos de los imputados. Hemos podido acceder al registro de la propiedad de inmuebles provincial", explicó el fiscal.

Báez tiene más de 40 propiedades en Río Gallegos y El Calafate, y serán allanadas en el marco de la investigación que encabeza el juez Casanello.