Fiscal dice que es "poco probable" encontrar dinero

Guillermo Marijuan explicó que los implicados “podrían haber tomado mucho recaudos en todo este tiempo”.
Jueves 28 de abril de 2016
El fiscal federal Guillermo Marijuan advirtió hoy que en los allanamientos que desde hace dos días viene realizando en Santa Cruz se hallaron más de 150 inmuebles registrados a nombre de Lázaro Báez y sus allegados, a la vez que advirtió que el origen del dinero con el que se compraron esos bienes puede ser "el sobreprecio de la obra pública".

De todas maneras, aclaró “siempre dije que parecía poco probable que encontremos dinero bajo tierra",

Marijuan señaló que los allanamientos en las estancias están basadas en la reciente declaración del valijero Leonardo Fariña, que hace años perdió el contacto con los Báez.

"Esa persona tomó contacto por último vez en 2011. [Báez y sus allegados] podrían haber tomado mucho recaudos en todo este tiempo", dijo el fiscal.

"Tenemos un informe del registro de la propiedad de inmuebles de Santa Cruz que habla de una cantidad cercana a esa (150), propiedad de los imputados y de las empresas vinculadas a ellos", expresó.

Marijuan analizó que "las sumas que se ha canalizado de dinero es enorme", y que eso se va a advertir cuando terminen de labrar los informes.

El funcionario del Ministerio Público confirmó también el secuestro de un bolso con dinero de la casa de una hija de Báez "porque estaba lleno de tierra, y tenía en su interior las cintas con las que se arman los fajos de dinero".

Consultado sobre el origen de la riqueza del empresario, advirtió que tiene que ver con "los delitos precedentes", y que "uno de los más fuertes puede ser el sobreprecio de la obra pública".

"La empresa cabeza de este grupo es una constructora, Austral Construcciones. Es posibles que luego de poner en las facturas cifras falsas para cubrir esos sobreprecios, se hayan encontrado con millones de pesos en su poder, que utilizaron para realizar maniobras de lavado, como llevar dinero al exterior, comprar inmuebles en cantidad, o construir cascos de estancias, muy costosos y llamativos", detalló.

De todas maneras, aclaró que la investigación de esos delitos están en manos de otros jueces, aunque resaltó que "todos los aspectos deben profundizarse".