AFA: sin acuerdo, Angelici amenaza con ruptura

El dirigente xeneize es uno de los impulsores de la Superliga junto con otros tres clubes grandes, que son River Plate, Racing y San Lorenzo. El ascenso no está dispuesto a tolerar imposiciones.
Martes 17 de mayo de 2016

El día que parecía nunca llegaría, este martes 17 de mayo apareció: los dirigentes de la AFA aceptaron el "quiebre" entre los bandos que juegan el futuro de la calle Viamonte y, pese a que anunciaron "avanzar con la creación" de la denominada Súper Liga, las declaraciones blanquearon la ruptura.

Es que, si bien el vocero de AFA, Ernesto Cherquis Bialo, anunció que se llegó a un consenso en la continuación de la reunión de Comité Ejecutivo en el predio de Ezeiza para poder impulsar la Liga Profesional -que le daría mejores réditos económicos a los clubes-, no se definió la fecha de realización de la Asamblea que encaminará su desarrollo, con modificación de Estatuto mediante.

Así, el grupo encabezado por los cuatro clubes "grandes" de la Argentina -Daniel Angelici (Boca), Rodolfo D´Onofrio (River), Matías Lammens (San Lorenzo) y Víctor Blanco (Racing)- rompió filas respecto del liderado por Hugo Moyano (Independiente) y el vicepresidente segundo de AFA Claudio "Chiqui" Tapia (Barracas Central), que arrastra al denominado "Ascenso Unido", que se siente fuera del acuerdo de la Súper Liga.

Angelici pretendía que la Asamblea Extraordinaria se realizara el 9 de junio y el titular de Barracas Central, Claudio Tapia, al frente del grupo del ascenso, que se desarrollara el 30 de ese mes en forma simultánea con las elecciones de la AFA.

En la votación realizada ninguna de las dos mociones alcanzó el número mágico de 33 votos necesarios para accionar el llamado a Asamblea Extraordinario por lo que la fecha se definirá "en los próximos días", según un comunicado de AFA.

"Yo no creo en el consenso, sé ve que es hora de dividir", disparó Angelici al retirarse del predio "Julio Humberto Grondona", visiblemente molesto por la situación.

"La Superliga se va a jugar con 14 equipos o con los que estén. Fíjense si se quieren sumar", fue la frase del presidente de Boca, tajante.

El vice segundo de AFA y representante de los clubes del ascenso "Chiqui" Tapia, resaltó a su turno que "el camino es el de hablar y debatir" y admitió que se sector acepta la creación de la Súper Liga, más allá de que quedan diferencias importantes por resolver.

"No hay que hablar ni de vencedores ni vencidos, sino de quién tiene los votos. Los votos no son de nadie, son de las instituciones o de los dirigentes, pero me parece que el camino es éste, el de hablar y debatir", sostuvo un Tapia conciliador al término de la reunión del Comité Ejecutivo de la AFA en la que se trató en un ambiente caliente y enrarecido el tema de la Superliga en el fútbol argentino.

"Ayer por diferentes motivos no pudimos estar, hoy demostramos que sí y que no nos oponemos a la Liga. Hay que buscar lo mejor para el fútbol argentino, la mejor liga que sea, que beneficie a las instituciones y por sobre todas las cosas deportivamente a todos", redondeó Tapia.

El titular de Barracas Central insiste en que la Asamblea Extraordinaria para definir el tema debe realizarse el 30 de junio próximo, el mismo día en que habrá elecciones en la AFA, y no antes, porque sería un legado "impuesto" para el próximo que se siente en el sillón de la calle Viamonte.

La diferencia es mucho más que un matiz: los grandes -sin Independiente- creen que si el 9 abrochan la Superliga, quién presida la AFA a partir del 30 será un tema bastante menos importante.

Según explicó Cherquis Bialo, los clubes que integran "Ascenso Unido", consideran que la Asamblea Extraordinaria del 30 de junio es inamovible y que allí se debería decidir todo.