Macri: "Jamás voy a defraudar la confianza"

El presidente dijo estar “muy contento por cómo marchan las cosas” aunque reconoció que han sido “meses muy difíciles”.
Miércoles 25 de mayo de 2016
El presidente Mauricio Macri aseguró hoy que está "muy contento por cómo marchan las cosas", y aunque admitió que fueron "semanas y meses muy difíciles para muchos argentinos", destacó que es un momento "en el que no paran de llegar inversiones" al país.

Antes de participar de su primer Tedeum como mandatario nacional, insistió con que "el segundo semestre va a ser mejor" y que la "inflación bajará drásticamente", y aseguró que "jamás" va a "defraudar la confianza" de la gente.

"Estoy muy contento por cómo marchan las cosas. Sé que han sido semanas, meses muy difíciles para muchos argentinos. El sincerar la economía ha sido muy duro, pero nos dejaron una bomba a punto de estallar que la venimos tratando de desarmar, con el mayor cuidado posible", expresó.

En declaraciones a radio Nacional, Macri anticipó que el viernes anunciarán un plan para el pago de juicios a jubilados y un programa de blanqueo de capitales, que confió será "un éxito" porque es "en el contexto de un momento del país en el que no paran de llegar inversiones".

En ese sentido, dijo que quiere "terminar con ese flagelo al cual están sometidos los jubilados que inician un juicio, y muchos no llegan a ver el resultado final", y sostuvo que el objetivo es pagar "todos" los procesos judiciales vigentes.

Con respecto al blanqueo, afirmó que van a "pedirle un ayuda a todos aquellos que tienen", y advirtió que "llegó la hora de que vengan, pongan el hombro, blanqueen, y paguen el costo de no haberlo declarado antes". "Creo que va a ser un éxito porque es en el contexto de un momento del país en el que no paran de llegar inversiones. La rueda se empezó a mover, el mundo nos ha abierto la mano, confía en nosotros. Por eso digo 'confiemos en nosotros mismos', hemos apostado a que merecemos vivir mejor, a que estamos para más, y siento que es lo que está pasando", agregó.

Macri también insistió con que la situación económica mejorará a partir del segundo semestre, confió en que bajará la inflación, y resaltó que lo importante es "construir la confianza".

"El segundo semestre va a ser mejor, créanme. La inflación va a bajar drásticamente. La rueda se está empezando a mover, confíen que vamos por el camino correcto y las cosas van a funcionar", expresó.

Si bien admitió que tuvo que hacer cosas que le dolieron "en lo personal", y que sabe "lo que cuesta llegar a fin de mes", aseguró que las medidas son "pensando en qué es lo mejor para el futuro de todos los argentinos".

"Jamás voy a hacer algo que vaya en contra de los argentinos. Acá hay que construir la confianza, que es esta plantita que hay que regar, que se tiene o no se tiene. Jamás voy a defraudar la confianza con cosas que no sean buenas para el conjunto. Estoy acá para hacer lo que es bueno para los argentinos. Voy a enfrentar todo problema, toda mafia, toda corrupción que haya en el camino de construir un mejor futuro", concluyó.