Adecco, en medio de escándalo que cobra alto vuelo

La empresa obliga a renunciar a los trabajadores a su contrato temporal para pasar a indefinidos con la empresa aérea Norwegian. Hace dos años, Adecco y Norwegian habían sido denunciadas en España por contratación irregular de trabajadores temporales para cubrir puestos de tripulantes de cabina.
Lunes 6 de junio de 2016
La empresa de trabajo temporal, Adecco, está en medio de un escándalo que cobra vuelo. Por estos días, la Unión Sindical Obrera española (USO) denunció ante la Inspección de Trabajo y Seguridad Social (TCPs) que la empresa de contratación de personal temporal obliga a renunciar a los trabajadores a su contrato temporal para pasar a indefinidos con la aerolínea Norwegian.

Esta es una de las tres denuncias que ha presentado USO ante Inspección de Trabajo. Las otras dos tienen que ver con el impago de cotizaciones sociales de los TCPs y por estar las nóminas en inglés y no en español como estipula la Seguridad Social.

Como si fuera poco, la empresa Norwegian fue denunciada por no respetar los límites de horas de vuelo e incumplir los periodos de descanso estipulados en la “Flight Time Limitation” lo que puede poner en riesgo la seguridad de los pasajeros.

Los trabajadores de la aerolínea se quejan de que se los “presiona” para hacer vuelos en sus días libres o vacaciones mediante mensajes e emails a horas, en muchas ocasiones, intempestivas que no hacen sino generar más estrés en las tripulaciones.

“El ambiente es preocupante, es una cuestión de seguridad. La gente va pasada de horas”, relatan empleados de la aerolínea quienes explican que en los últimos meses “nos presionan para que aceptemos más horas de vuelo de las que nos tocan”. “A nivel organizativo la eficacia de Norwegian ha ido a peor”, resumen los trabajadores.

Las irregularidades entre Adecco y Norwegian no son nuevas. En marzo de 2015, la Inspección de Trabajo y Seguridad Social había confirmado la cesión ilegal de 49 trabajadores entre la empresa de trabajo temporal, Adecco, y la aerolínea Norwegian Air Shuttel, con sede en Madrid, según contaba USO.

La investigación de la Inspección Provincial de Trabajo se originó a raíz de una denuncia presentada por USO contra la compañía aérea Norwegian Air Shuttel ASA y Adecco T.T. S.A., en octubre de 2014, por contratación irregular en España de trabajadores temporales para cubrir puestos de tripulantes de cabina.

Se habló de una cesión realizada con “carácter fraudulento por destinarse a cubrir necesidades permanentes de la empresa, vulnerándose el artículo 43.1 del Estatuto de los Trabajadores”. Y se pidió sanciones por vulnerar derechos de los trabajadores de Norwegian.

USO pidió, en aquel entonces, que “las conversiones de contratos temporales a indefinidos se realicen cumpliendo con la legalidad vigente y respetando los derechos laborales de los trabajadores de Norwegian en España”.